Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Ciudad Qinfeng
El viento silbaba en los oídos y rozaba la cara de Bai Yunfei, causándole mucho malestar. Pese a que Xiao Binzi había advertido sobre el uso de la energía elemental para proteger su cuerpo, Bai Yunfei aún era un novato en lo que a volar se refería, por lo que no tuvo tiempo suficiente para hacerlo. Una capa de energía elemental de Fuego se extendió frente a Bai Yunfei, protegiéndolo tanto a él como a Song Lin. Xiao Binzi fue quien la usó. Al estar protegido, Yunfei sintió su cuerpo más ligero y las molestias desaparecieron. Cuando observó con detenimiento la pared del escudo de energía elemental de Fuego, notó que el mismo no fue invocado por un Efecto de Objeto, sino que el primer anciano condensaba la energía elemental por su cuenta. Eso era algo a lo que él no podría ni aspirar a hacer en su estado. Desviando su mirada hacia abajo, pudo notar que ya estaban a cientos de metros de altura. El paisaje cambiaba rápidamente, y sólo un momento después, una gran cantidad de edificios se cruzaron debajo de ellos. "¿Uh? ¿Esto es…?", murmuró Bai Yunfei, sorprendido. Luego, desvió la mirada hacia atrás, pero sólo logró vislumbrar un pequeño punto a la distancia. "Hermano Song, ¿eso era…?" Song Lin asintió. "Hmm… Si no me equivoco, eso debió ser la ciudad Sol Rojo". ¡Realmente se trataba de la ciudad Sol Rojo! Bai Yunfei volvió a mirar hacia atrás, conmocionado. ¿Cuánto tiempo habían pasado? ¿Diez minutos? ¿O incluso menos? ¿Y ya habían llegado hasta la ciudad Sol Rojo? ¡Cuando fueron a pie, les tomó más de medio día! Song Lin soltó una ligera risa. "La espada Aura de Viento del primer anciano es el objeto de Alma volador más rápido en toda la secta Alquimia. En este momento, el primer anciano está concentrado en protegernos. De no ser así, podría alcanzar una velocidad aún mayor". "¿Aún mayor, dices?" Bai Yunfei quedó atónito al escuchar esas palabras. Mirando la gran espada verduzca, un intenso sentimiento de envidia invadió su corazón. "Si utilizase esto para regresar a la ciudad Roca Caída, ¿cuánto tiempo me tomaría? ¿Diez días? ¿O incluso menos?", pensó. "Por cierto, hermano Song, ¿qué tan fuerte debe ser uno para forjar un objeto de Alma volador?", preguntó Bai Yunfei, ansioso por saber. "Para forjarlo requieres, al menos, ser un Ancestro de Alma en la etapa Tardía. La técnica es bastante especial y compleja. Yo apenas puedo forjar un objeto de Alma volador básico, y no es muy rápido". "Así que un Ancestro de Alma en la etapa Tardía…" La respuesta de Song Lin destruyó las ilusiones de Bai Yunfei. Él apenas había llegado a la etapa Temprana del reino Ancestro de Alma, y sabía que iba a ser muy difícil llegar a la etapa Intermedia, por lo que no quería imaginar lo que se le dificultaría llegar a la etapa Tardía. En ese momento, la idea de utilizar el ladrillo como objeto de Alma volador volvió a parecerle tentadora… El grupo había partido del Monte Chixia al atardecer, volando a gran altura en el inmenso cielo. Bai Yunfei no estaba seguro de la velocidad exacta a la que iban y, cuando el cielo oscureció, el paisaje bajo sus pies se volvió indistinguible. Incluso si intentaba utilizar su Sentido de Alma, ya se habría alejado varios kilómetros del lugar, antes de tener una imagen clara del mismo. De vez en cuando, el primer anciano Xiao Binzi revisaba la Tabla de Jade Vital de Jiang Fan para corroborar la dirección. Bai Yunfei y Song Lin hablaron durante un buen rato, pero eventualmente, se callaron, mientras viajaban a toda velocidad sobre la espada. En aquel inmenso manto nocturno, un intenso resplandor verduzco atravesó la oscuridad como una estrella fugaz. Cuando amaneció, Song Lin le comentó a Bai Yunfei que ya habían cruzado la frontera occidental de la provincia de Pingchuan, entrando en la provincia de Wushan. La distancia entre el Monte Chixia y la provincia de Wushan era similar a la que separaban el Monte Chixia y la provincia Roca del Norte. A Bai Yunfei le había tomado más de un mes caminar desde la frontera entre las provincias Roca del Norte y Pingchuan. Sin embargo, ¡el objeto de Alma volador del primer anciano cruzó esa distancia en una sola noche! Para los tres, pasar todo el día montados en la espada sin comer o beber no les representaba dificultad alguna. Al llegar la tarde, Xiao Binzi redujo la velocidad de la espada y, con un movimiento de su mano, volvió a sacar la Tabla de Jade Vital, prestando especial atención a la dirección indicada en la misma. Cuando la silueta de una ciudad empezó a dibujarse en el horizonte, Song Lin, repentinamente empezó a hablar: "Primer anciano, parece que la ciudad Qinfeng se encuentra frente a nosotros". "¿La ciudad Qinfeng, dices?", preguntó Xiao Binzi, desviando su mirada de la tabla para mirar hacia el frente. "La familia Xiao de la ciudad Qinfeng ha tenido una especial enemistad con la familia Ye durante generaciones, que continúa hasta estos días. ¿Y si… este asunto está relacionado con la familia Xiao?" "Tal vez la familia Xiao sepa algo. ¿Por qué no vamos con ellos para averiguarlo?", sugirió Song Lin. Luego de un momento de silencio, Xiao Binzi asintió. "Muy bien, vayamos a preguntar". La velocidad de la gran espada voladora aumentó. Al suspenderse sobre la ciudad Qinfeng, Xiao Binzi empezó a concentrar su vista. Su Sentido de Alma analizó toda la ciudad casi al instante. Repentinamente, frunció ligeramente el ceño. "¿La joven Tang también está aquí?", dijo, sorprendido. "¿Qué? ¿Qué ha dicho, primer anciano? ¿La joven Tang?", dijo Bai Yunfei, desconcertado. "¿Quiere decir que… Xinyun también está aquí?" "Así es. Es la joven Tang". "¿Pero no se había ido junto a la tercera anciana?", preguntó. "¿O tal vez… este sería su destino?" "No. Pero no creo que su destino esté tan lejos. Si mis conjeturas son correctas, Cang Yu recibió la señal de auxilio de Jiang Fan, por lo que ha venido a este lugar", dijo Xiao Binzi luego de pensarlo por unos momentos. Luego, dirigió su atención a una gran residencia al noroeste de la ciudad. "Podríamos preguntarle los detalles a la joven Tang". Con un ligero movimiento de su cuerpo, la gran espada se dirigió a la residencia. La ciudad Qinfeng era la más grande de la provincia Roca del Norte, además de la capital de dicha provincia. Allí existían dos familias muy importantes: la familia Xiao y la familia Ye, entre las que existe un profundo odio mutuo. Pese a que el conflicto llevaba varias décadas existiendo, nunca se atrevieron a enfrentarse directamente. Al noroeste de la ciudad Qinfeng, en el patio frente al salón de la residencia de la familia Xiao, se encontraba un anciano con una túnica purpúrea, observando el cielo, preocupado. Se trataba del jefe de la familia Xiao, Xiao Rang. "¿Qué sucede, padre?", preguntó un joven de mediana edad, extrañado. "¡Viene alguien! Alguien muy fuerte… Si lo que me dice mi Sentido de Alma es correcto, ¡debe ser, al menos, un Superior de Alma en la etapa Tardía! O…" Aunque pensó en decir "Soberano de Alma", prefirió no hacerlo, ya que podría ser demasiado impactante. "¿Vienen por nosotros? ¿La familia Ye ya encontró otro secuaz?", preguntó Xiao Xin, conmocionado. "No parece tener intenciones hostiles, pero será mejor no confiarse", respondió Xiao Rang, negando ligeramente con su cabeza. "Los desastres son difíciles de evitar. ¡Sólo el tiempo dirá lo que sucederá!" Unos segundos después, una luz verduzca apareció desde la distancia y aterrizó rápidamente en el patio. Al disiparse la luz, un anciano y dos jóvenes aparecieron a unos diez metros de distancia. Luego de dar un vistazo rápido a las tres personas, Xiao Rang se sorprendió y detuvo su mirada en Song Lin. Luego de pensarlo por un momento, preguntó, tentativamente: "¿Acaso es…?" "Buenos días, señor Xiao. Soy Song Lin, de la secta Alquimia. Nos hemos visto varias veces en el pasado". "¡El miembro de la secta Alquimia, Song Lin!" Xiao Rang se sobresaltó un poco. Sintiéndose aliviado. "¡Así que realmente es usted!" "Je, je… Es grato saber que el señor Xiao aún me recuerda. Estuve preocupado pensando cómo podría demostrarle mi identidad". "No esperaba que el honorable sobrino Song Lin viniese a hacer una visita a mi familia Xiao. ¡Entre, entre! Hablemos a gusto adentro". Pese a que la fuerza de Song Lin era muy inferior a la de Xiao Rang, este último no se atrevía a perder la cordialidad en ningún momento y se apresuró a recibir a los tres en el centro de la sala. Luego de tomar asiento y ordenar a sus sirvientes que preparasen té, Xiao Rang preguntó: "Honorable sobrino Song Lin, ¿quiénes…?" Su asombrada mirada se dirigió a Xiao Binzi, sabiendo que ese poder tan intenso que había percibido antes le pertenecía a él. Pese a que no podía sentir la totalidad de su fuerza, era suficiente para hacer que se sorprendiese cada vez más. En cuanto a Bai Yunfei, Xiao Rang pudo distinguir fácilmente que se trataba de un Ancestro de Alma en la etapa Temprana, por lo que supuso que se trataba de la estrella en ascenso de la secta Alquimia. "Señor Xiao, él es el primer anciano de la secta Alquimia, Xiao Binzi. Y él es Bai Yunfei, el nuevo discípulo directo del antiguo líder Zi Jin", explicó Song Lin. "¡¿El primer anciano?!" Pese a entender que el estatus del hombre mayor debía ser elevado, el descubrir que se trataba del primer anciano de la secta Alquimia lo tomó por sorpresa. Luego, miró a Bai Yunfei, extrañado. "¿Qué has dicho? Dices que este joven es… ¿el nuevo discípulo directo del antiguo líder? Eso quiere decir que…" Son Lin asintió. "Así es. Si cuentas las generaciones, debemos decir que él es mi ‘tío mayor’… y el hermano mayor de Jiang Fan".
Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Populares

Populares

close 0/500