Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Prima Xinyun
Con un movimiento de su mano, Bai Yunfei guardó el Sello del Cataclismo. "Mientras esté en su modo normal, seguirá llamándose simplemente 'ladrillo'. Cuando esté en su modo primario, lo llamaré 'Sello del Cataclismo'". Al mirar el cielo, Bai Yunfei se dio cuenta que ya era casi mediodía. Con un salto, se bajó del árbol y emprendió el camino de regreso. Mientras corría entre los árboles, un pensamiento se cruzó por su mente: "Si puedo modificar a gusto el tamaño del ladrillo y hacerlo volar, ¿esto quiere decir que puede llevar a una persona como si fuera un objeto volador?" Sin embargo, luego de pensarlo con más detenimiento, negó con su cabeza. "Olvídalo. Los demás pueden volar sobre espadas y escudos, ¡me veré ridículo volando sobre un ladrillo!" "No sé si seré capaz de forjar un objeto de Alma con mi capacidad actual. Apenas tenga la oportunidad, definitivamente, ¡debo forjar uno!" Mientras pensaba, Bai Yunfei abrió los ojos. Sentía que alguien se acercaba, por lo que se puso a observar a sus alrededores. "¿Uh? ¿Qué haces aquí, hermano mayor Bai?" Al levantar la vista, logró divisar una figura caminando hacia él desde el frente, emitiendo una voz algo desconcertada. Era Song Lin. Deteniéndose, Bai Yunfei asintió ligeramente. "Acabo de terminar con mi entrenamiento, por lo que me dirijo a mi dormitorio. ¿A dónde vas tú, hermano mayor?" "He sentido una fluctuación de energía elemental muy intensa en esta dirección, así que he venido a investigar", respondió Song Lin, señalando detrás de Bai Yunfei. Entonces, sorprendido, preguntó: "¿Acaso… fuiste tú, hermano Bai?" "Uh…", balbuceó Bai Yunfei. Sonriendo torpemente, dijo: "Si el hermano mayor se refiere a algo que sucedió unos tres kilómetros atrás, entonces, fue mi culpa". Song Lin abrió los ojos, sorprendido. "Con un flujo de energía elemental tan intenso, ¿acaso el hermano Bai estaba probando el poder de un objeto de Alma?", preguntó. "¡Je, je! No es nada del otro mundo. Así como suele ser en la secta Alquimia, ¿verdad?" Song Lin se rio. "Pero… aquella vez, conmocionaste a toda la secta. Si te alejaste tanto para probar ese objeto, es porque de no hacerlo, armarías otro revuelo en el Pico Oeste. ¿Puede se tratase de tu objeto primario de Alma?" Como un discípulo directo de la secta Alquimia, Song Lin estaba al tanto del suceso de Bai Yunfei. "Sí", respondió Bai Yunfei, asintiendo con la cabeza. Song Lin suspiró ligeramente. "No me extraña de ti, hermano Bai", dijo. "¡Lo que has logrado en los tres meses que llevas en la secta es algo tan impresionante, que incluso me avergüenza!" Aunque tal vez haya sido una ilusión, Bai Yunfei pudo notar en la expresión de Song Lin un ápice de… ¿envidia? "Simplemente ha sido casualidad, hermano mayor. He tenido mucha suerte al adentrarme en el Dominio Primario de Alma". "Casualidad, dices…", respondió Song Lin, negando ligeramente con la cabeza. "Estas 'casualidades' no son algo que ocurra todos los días. Sólo tú eres capaz de hacer algo así. Demuestra que tienes algo especial, así que no necesitas ser tan humilde". Sorprendido por la actitud de Song Lin, Bai Yunfei prefirió dejar el tema de lado. "Hermano mayor, ¿no vas a ir hacia allá? ¿Por qué no vamos juntos?", preguntó. "Está bien", asintió Song Lin, antes de empezar a caminar a la par de Bai Yunfei. Luego de unos pasos, recordó algo y dijo: "Por cierto, hermano Bai, debo decirte algo. En dos días, se celebrará una asamblea a la que todos asistirán. Trata de ajustar los horarios de tu cultivación para poder presentarte". "¿Todos deben asistir a la asamblea?", preguntó Bai Yunfei, sorprendido. "¿Hay algo importante que informar?" Song Lin asintió. "El maestro dijo que habría noticias muy importantes, pero no entró en detalles. Sabremos todo cuando llegue el momento". "De acuerdo, lo recordaré", asintió Bai Yunfei, pese a que la duda invadía su mente. "Dos días… es exactamente el día en el que concluye mi 'prueba de tres meses'. ¿Acaso será el anuncio formal de mi aceptación como un auténtico discípulo directo?", pensó. "No. No creo que hagan un acto tan importante sólo para eso. Entonces, ¿qué será?", continuó pensando. Durante los próximos dos días, Bai Yunfei se mantuvo recluido en su dormitorio, intentando controlar más eficientemente el poder adquirido al alcanzar el reino Ancestro de Alma. Cuando el momento llegó, a primera hora de la mañana, Bai Yunfei terminó su cultivación más temprano, por lo que partió con su vecino Si Kongxian rumbo al Pico Principal de la secta Alquimia. En el camino, se encontró con muchos otros discípulos de la secta, que se dirigieron a él de manera muy respetuosa, llamándolo 'hermano mayor Bai'. Todos ellos estaban convencidos de las capacidades de Bai Yunfei. ¡Su increíble acto de hace cinco días había sorprendido a todos! Poder volar en pedazos el acantilado de alquimia y sobrevivir, era un objetivo que creían inalcanzable. Además, corría el rumor que el ‘hermano mayor Bai’ había logrado romper en el reino de Ancestro de Alma. Aunque sólo era un rumor, la mayoría se convenció de esto. Debido a que la asamblea se celebraba el mismo día en el que la 'prueba de tres meses' de Bai Yunfei concluía, los discípulos especularon muchas cosas al respecto. A lo largo del camino, otros conocidos se sumaron al grupo: Mo Xiaoxuan, Xi Yan, Zhang Sanxiang, entre otros. "¿Uh? ¡Ahí está…! ¡Prima! ¡Ahí está la prima!" Mientras caminaban hacia el Pico Principal, Mo Xiaoxuan, a un lado, exclamó repentinamente. "¿Prima…?", se preguntó Bai Yunfei, extrañado. Levantando la vista, se sorprendió aún más. "¿Es… Xinyun?" Algunos cientos de metros más adelante, se encontraba una joven vestida de blanco, conversando alegremente con otro discípulo. Se trataba de Tang Xinyun. "Espera, Xiaoxuan, ¿Xinyun es tu prima?", preguntó Bai Yunfei, impactado. "¿Por qué no nos lo dijiste antes?" "¿Qué? ¿No lo sabías, hermano mayor Bai?", dijo Mo Xiaoxuan, sorprendido. Repentinamente, continuó: "Oh, cierto. Debido a que estabas… ocupado, no te lo pude decir". Luego de una pausa, continuó: "Yo también me enteré hace poco. No esperaba encontrarme aquí con ella. Mi madre y la de ella son primas. No se relacionan mucho, pero están en buenos términos", dijo Mo Xiaoxuan, relajado. "Nuestras dos familias tienen una relación estable. He estado en la casa Tang algunas veces. Mi prima y la tía Chu son las personas con las que mejor me llevo". Luego de un momento, añadió: "Oh, por cierto, la tía Chu es su madre". "Oh, ya veo", respondió Yunfei. Al ver que Tang Xinyun, a la distancia, también se había percatado de la presencia del otro grupo, continuó: "Entonces, ¿por qué no subimos todos juntos?" "Hermana mayor Tang, ¿has ido a la montaña Hongfeng? Está a unos quinientos kilómetros del Monte Chixia. Los árboles de arce que crecen en esa zona son bastante peculiares. Sus hojas caen una sola vez por temporada, y el viento las vuelve a levantar, lo que hace que parezca que caen durante todo el día. Es una escena muy bella. Si te interesa, puedo llevarte hasta allá. Sé que te gustará… O puedes venir a la ciudad Chiyan, también. ¡Conozco un restaurante donde sirven la mejor comida que puedas probar en tu vida! También hay otras cosas muy interesantes al este de la ciudad…" "Te lo agradezco, hermano mayor Chen, pero por ahora debo centrarme en mi cultivación. No puedo salir", respondió Tang Xinyun, sintiéndose indefensa ante un diligente y elocuente joven frente a ella. "Hermana mayor Tang, no hay necesidad de actuar de manera tan formal. Como aún eres nueva en la secta, es probable que aún haya cosas que no sepas acerca de la misma. Siempre podrás preguntarme. Según las reglas de la secta, debo llamarte 'hermana mayor', pero, en realidad, soy mayor que tú. Ambos somos discípulos internos, por lo que podemos dejar de lado las formalidades", dijo este joven. Luego, entre risas, agregó: "Acabo de llegar al reino Ancestro de Alma hace dos días, por lo que tengo bastante experiencia con la cultivación". Pese al relajo con la que las dijo, las últimas palabras de este joven revelaron un mensaje contundente. ¡Se trataba de Chen Huanghua, el discípulo interno del Pico Oeste al que Bai Yunfei dejó en ridículo, demostrando su abrumadora superioridad! De alguna manera, parecía ser 'cercano' a Tang Xinyun y, basándose en lo que acababa de mencionar, ¡recién rompió en el reino Ancestro de Alma hace tan sólo dos días! "No creo que sea necesario. No tengo ningún tipo de problemas con mi cultivación. Aunque los tuviera, tengo a la hermana mayor para guiarme. No hay razón para que el hermano mayor Chen se moleste en hacer algo así", respondió Tang Xinyun. A juzgar por su cara, estaba perdiendo la paciencia. Sin embargo, debido a su personalidad amable, no quiso humillarlo frente a los demás discípulos. "No es ninguna molestia, definitivamente no es ninguna molestia. Yo me…" "Lo siento, hermano mayor Chen, pero algunos amigos míos están esperándome. Continuemos esta charla en otro momento", interrumpió Tang Xinyun. Con un paso ligero, se dirigió hacia donde se encontraban Bai Yunfei y los demás. "¡Yunfei, Xiaoxuan! ¡Ustedes también vinieron!" "¡Prima!", exclamó Mo Xiaoxuan, saludando. "¿Por qué estás sola? ¿No has ido con las otras hermanas mayores?" "Todas las hermanas mayores subieron primero a la montaña. Yo me retrasé debido a algo…", respondió, negando con la cabeza. Luego, miró fijamente a Bai Yunfei: "Yunfei, ¿te sientes mejor?" "¿Uh? Sí, me siento mucho mejor. Gracias por preocuparte, Xinyun", respondió Bai Yunfei, asintiendo. "¿Uh? ¿La hermanita menor no ha venido contigo?" "Rui partió junto con el líder, por lo que ya debería estar allá. Subamos también", comentó Tang Xinyun, con una sonrisa. "Tienes razón. Será mejor que subamos…" "Nos encontramos de nuevo, hermano mayor Bai…" Una voz sombría sonó junto a Bai Yunfei, interrumpiendo sus palabras. Sorprendido, Bai Yunfei giró su cabeza, logrando ver a Chen Huanghua, mirándolo con desdén a la distancia. "Oh, así que se trataba del hermano mayor Chen…" Bai Yunfei no esperaba que la persona que estaba conversando con Tang Xinyun fuese él. Dirigiendo la mirada hacia Xinyun, preguntó: "¿Quieres invitarlo?" Tang Xinyun negó enérgicamente. Entendiendo la situación, volvió a dirigirse a Chen Huanghua. "La asamblea está a punto de comenzar. Primero subamos al pico, hermano mayor Chen. Hablaremos la próxima vez". Despidiéndose de Chen Huanghua, todos continuaron su camino hacia la cima del Pico Principal. Mo Xiaoxuan se acercó a Tang Xinyun, antes de empezar a hablar: "Prima, iré a visitar la ciudad Chiyan unos días. ¿Te gustaría venir conmigo?" Tang Xinyun se sorprendió momentáneamente. Luego de pensarlo por un momento, asintió: "Está bien. Me gustaría comprar algunas cosas". Dirigiéndose a Bai Yunfei, continuó: "Hermano mayor Bai, ¿te gustaría venir con nosotros? Vendrán Zhong Xuhao y los demás. El hermano mayor Ye también irá. ¿Te gustaría venir?" Luego de pensarlo por un momento, Bai Yunfei respondió: "Está bien, yo también iré". Todos tuvieron una agradable charla…
Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Populares

Populares

close 0/500