Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Conmoción
Tan pronto como Huangfu Nan terminó de hablar, se dirigió hacia Bai Yunfei rápidamente. Cuando intentó acercarse más, ¡algo inesperado ocurrió! Un ladrillo flotaba sobre el pecho de Yunfei, envuelto por una intensa energía elemental que parecía protegerlo. Huangfu Nan no se esperaba lo que estaba ocurriendo. Siendo él un Superior de Alma en la etapa Tardía, se vio obligado a retroceder recubriéndose con su propia energía elemental cuando el ladrillo le dio un empujón. ~¡PaF!~ Huangfu Nan sintió que salió disparado por los aires. Concentrando energía elemental roja en la planta de sus pies, consiguió estabilizarse a unos pocos metros. Todos se congelaron por la sorpresa al ver aquel ladrillo flotando sobre el pecho de Bai Yunfei. Incluso el antiguo líder, Zi Jin, no pudo evitar exclamar: "Un método de protección automática… ¡Es un objeto primario de Alma! ¡No puede ser!" Con un destello en sus ojos, Zi Jin agitó una muñeca y entonces un orbe negro apareció levitando en el aire antes de ser arrojado hacia el ladrillo. ~¡Dang!~ Un débil sonido chocante se oyó cuando el ladrillo se lanzó contra el orbe negro, repeliéndolo de regreso a la mano de Zi Jin. "¡Grado Cielo Medio!" Xiao Binzi había perdido el típico semblante indiferente que solía tener, y miraba el ladrillo con ojos muy abiertos. "Un objeto primario de Alma… Y de grado Cielo Medio… ¿Cómo es posible? ¿Cómo es que Bai Yunfei pudo crear algo así con su fuerza actual? ¿Qué rayos sucedió?" Kou Changkong bajó la mirada y dijo: "Ling Yan está ahí abajo, ¡vamos a preguntarle!" Acto seguido, sacudió una mano y se formó un cúmulo de energía elemental rojiza que voló varios metros hacia abajo. Un grupo de discípulos miraba el acantilado de alquimia con rostros horrorizados. La persona que se hallaba de pie en la parte delantera del grupo no era otro que Ling Yan, quien ya había divisado a Kou Changkong y a los demás. Antes de poder dar un paso adelante, una extraña energía rojiza lo envolvió y lo condujo a las alturas. El resto de los discípulos ahogaron un gemido de sorpresa al ver al líder junto a los ancianos en el cielo. Ling Yan reprimió sus nervios mientras era llevado por los aires hasta parar frente al líder. "Ling Yan, ¿qué pasó exactamente aquí? ¿Por qué Yunfei se encuentra en esa condición? ¿Sabes los detalles?", preguntó Kou Changkong. Ling Yan miró a Bai Yunfei un instante y luego respondió: "Maestro, durante todo este tiempo estuve practicando en mi cueva. El hermano Bai Yunfei también se encontraba en la suya cuando ocurrió la explosión. Pero hace aproximadamente una hora, noté una anormalidad proveniente de la cueva del hermano Bai Yunfei. Debido a que las fluctuaciones de Fuerza de Alma y energía elemental de Fuego cambiaban continuamente, siendo fuertes o débiles de un momento a otro, no le tomé importancia, pues creí que el hermano Bai Yunfei simplemente estaba encontrando su propio método de alquimia". "Sin embargo, esas fluctuaciones se volvieron muy violentas repentinamente. Salí de mi cueva para advertir acerca de lo que estaba pasando, pero entonces…"Ling Yan sacudió la cabeza con gesto impotente. "La explosión fue más allá de mis expectativas, acabando con la mitad del acantilado. Por fortuna, hubo tiempo suficiente para evacuar a los otros discípulos". Kou Changkong frunció el ceño. "¿Eso es todo? ¿Sabes exactamente qué clase de objeto estaba creando Bai Yunfei? ¿Sabes cómo es que terminó de esta manera?" "Yo…" Ling Yan estaba avergonzado. "El Hermano Bai Yunfei siempre suele practicar alquimia solo… No sé nada, lo siento…" Kou Changkong se quedó en silencio por un momento y después agitó la mano. "Ve y dile a los otros discípulos que regresen a sus dormitorios. El acantilado de alquimia… Mejor dicho, lo que queda de este, permanecerá cerrado por ahora". "¡Entendido, maestro!" Ling Yan fue llevado de vuelta con los otros jóvenes, quienes tras escuchar sus palabras permanecieron sin reacción por un instante antes de marcharse. En antiguo líder, Zi Jin, se mantuvo en silencio por varios minutos antes de decir: "Changkong, ¿ya comprobaste la identidad del chico? ¿Esto podría estar relacionado con ‘esa persona’?" "De acuerdo a mis investigaciones, no debería…" Kou Changkong negó con la cabeza antes de dar una breve explicación sobre todo lo que sabía de Bai Yunfei. "¿Oh? ¿Se ha encontrado con Ge Yiyun y el hijo del Rey Lobo Sanguinario, Hong Yin?" Zi Jin se sorprendió al enterarse de esos detalles. "Aunque esa extraña fuerza del ‘destino’ que utiliza la secta Fortuna Celestial es un poco ambigua, no es algo que nos perjudique. Si el mismísimo Ge Yiyun se puso en contacto con este muchacho, entonces no tengo razones para dudar de él". Kou Changkong asintió y respondió: "Bueno, en cuanto a lo que acaba de suceder, creo que lo mejor será esperar a que Yunfei despierte y nos cuente lo que ocurrió con sus propias palabras". Cang Yu, que hasta hace poco no se había pronunciado, finalmente expresó: "Hermano mayor, en su situación actual, ¿no crees que Yunfei tal vez esté en peligro…?" Kou Changkong sonrió. "No hay necesidad de preocuparse. Estimo que perdió el conocimiento debido a la explosión y se encuentra en un estado de autoprotección. Pronto debería despertar". Cang Yu frunció ligeramente el ceño. "Pero…" Antes que la tercera anciana siguiera hablando, todos centraron su atención en Bai Yunfei. La energía elemental de Fuego que envolvía al joven, como si fuera un capullo, de pronto se expandió y formó un vórtice que comenzó a girar lentamente de forma ascendente, llevando a Bai Yunfei en su centro. Ese poder se condensó y empezó a entrar en su cuerpo. Cang Yu estaba aturdida por la sorpresa. "Bai Yunfei… ¡Está abriéndose paso al reino de Ancestro de Alma!", murmuró. Bai Yunfei se sentía como si estuviera flotando a la deriva en medio del caos. Le daba la impresión que su cuerpo volaba, sus huesos se reconstruían y su carne se reforzaba. No pasó mucho tiempo antes de sentir calor a su alrededor. "Por suerte… parece que mi cuerpo sigue entero..." Ese fue su primer pensamiento. Entonces, sintió que una energía increíblemente poderosa se vertía en su interior, sacudiéndolo y llenándolo de un agradable calor. Lo siguiente que experimentó podía describirse como si su alma se hubiera quebrado parcialmente, permitiéndole adquirir otro tipo de percepción con la cual escuchaba voces y miraba cosas lejanas: personas, objetos, animales… Todo esto entraba en el cerebro de Bai Yunfei igual a una corriente masiva de información. Después de un tiempo indefinido, toda la energía elemental de Fuego finalmente entró en su cuerpo. El ladrillo perdió a su vez el brillo que lo rodeaba y cayó a un lado de Bai Yunfei con un sonido sordo. La cima del Pico Oeste finalmente volvía a estar en paz…
Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Populares

Populares

close 0/500