Amor Militar 2Vs Médico Militar.." Mi Venganzá"

°° LA PROPUESTA °°
— ESTEBAN, ¿que haces aquí?. - preguntó LINSAY en un tono muy agotador, con el tomo de voz muy débil. — ¡LINSAY! estas despierta ¿cómo te sientes? te duele algo. - preguntó inquietante su compañero al verla despierta. — Estoy bien, no me duele nada pero ¿ que hago aquí? — No lo recuerdas, te descompensaste y te desmayaste. — No lo recuerdo. - dijó LINSAY, tratando de forzar su memoria para recordar lo que pasó, miraba de un lado a otro. — De seguro, lo olvidaste ya que estabas muy mal. — ¡ESTEBAN! lo ví, él estaba en frente mío ¿o lo imaginé? - gritó LINSAY al recordar a su persona. — ¿De que hablas? ¿a quién viste? - preguntó ESTEBAN haciéndose él que no sabía nada. — También recuerdo que él me cuidó y me dio un beso, él estuvo toda la noche conmigo ¡tengo que salir a verlo! - argumentó alterada al poder recobrar fuerzas para salir. — ¡LINSAY! no puedes irte, aún estas delicada, además no me dices a quién viste. - insisto ESTEBAN tratando, de retener a LINSAY en su cama para no arruinar su sorpresa. — ¡Vi a JAYDEN! él estubo conmigo. — ¡Encerio! — ¡Si, yo lo vi! pero ¿a dónde fue? — LINSAY debes estar confundida, yo te recogí cuándo te desmayaste y te cuidé toda la noche yo estube contigo talvez me confundiste debido a tu alta fiebre. - dijó ESTEBAN tratando de hacer de cambiar de opinión a LINSAY. — Tú, no me pude haber equivocado se que era él. — No, LINSAY era no sabes cómo me duele que me confundas después de cuidarte. - se quejó ESTEBAN tratando de que lo creyera. — Lo siento ESTEBAN pero estoy segura de que era JAYDEN. — Bueno, eres una mala amiga en no reconocer mis méritos, ni mi esfuerzo. - protestó muy triste, pero todo era parte de su papel. — De seguro imagine a JAYDEN ya que tenía fiebre, de todas forma gracias ESTEBAN por haberme cuidado eres un gran amigo. - agradeció LINSAY muy triste al saber que todo era producto de su imaginación, bajo su mirada y la expresión en su rostro era la de alguién que había sido ilusionada. — Es bueno que me reconozca, per no estes triste. - argumentó con culpa, ya que puso a su amiga muy triste sin saber que hacer, le propuso ir al jardín a tomar el sol. — LINSAY ¿quieres ir al jardín? el clima esta muy hermoso ¿vamos? — Solo quiero dormir, pero gracias ve tú. - respondió de mala gana. — ¡Vamos! además tiene que darte el sol ya que has estado mucho tiempo dormida. - insistió tomandola de la mano para poder sacarla. — ¡No quiero! — Vamos, si no quedaras en deuda conmigo. — Esta bien, vaya que molestoso eres. - protestó saliendo de su cama. ESTEBAN tomo a LINSAY de su cintura y de su mano derecha la ayudó a salir de su habitación y a pasos lentos la llevo al jardín entre risas ESTEBAN le hacía recuerdo de cómo se enojaba, y una vez en que la vio llorar, sin darse cuenta llegaron al lugar, LINSAY al ver el jardín quedo totalmente sorprendida parecía una noche bajo las estrellas, con un ambiente muy lindo. — ESTEBAN, ¿que es todo esto? - preguntó seria al ver semejante belleza de decorado. — Yo solo cumpli, órdenes. - respondío alejándose lento de LINSAY. — ¿A que te refieres? — ¡Hey tú! ya he hecho lo que lo que me pediste me debes una. - gritó mirando hacía el frente, dandose la vuelta para salir del lugar. — Espera ESTEBAN, que haces. - dijó LINSAY tratando de ir tras de él. — Me alegra verte, me siento más tranquilo. - argumentó JAYDEN saliendo detrás de laa flores en dónde se había ocultado. — ¡JAYDEN! que haces aquí. — No sabes cuántas veces quize hacer esto y ahora que estoy aquí no se que decir. — Tengo que irme. - expresó sería al ver la cercanía de su gran amor hacía élla. — ¡No te vayas, por favor quédate! - pidió tomando su mano para impedir que se fuera. — ¡Suéltame! — Solo te dejaré ir, cúando me escuches. — ¡Solo déjame! - gritó soltándose de él. — 22 de Diciembre horas 15:00 pm son el día y la hora en la que te ví por primera vez y supe que tú serías la mujer que estaría hasta el fin de mi vida, aquella que sería la madre de mis hijos y por la cúal daría la vida con tal de tenerla junto a mí y a salvó. - decía aquellas lindas palabras tan repentinamente para evitar que LINSAY saliera del jardín. LINSAY detuvo sus pasos al escuchar a JAYDEN lentamente giro para verlo a la cara y se quedo estática al ver él rostro de su gran amor cubierto de lágrimas... — Se que te he hecho, mucho daño y he cometido muchos errores, pero prefiero morir si no tengo a mi lado. Te amo demasiado, eres la única mujer que me hace mover mi mundo, la que puede destruir todo a mi alrrededor y la que puede construirlo, eres la personas más especial para mí y desde el momento en que tí te metiste en mi corazón y ahí has estado y nunca saldrás por que eres "Mi persona"... JAYDEN saco un pequeña caja de su bolsillo y inclinando su pierna izquierda, la bella postura para proponer matrimonio. — LINSAY quiero tomar tu mano y ser tu fiel compañero, quiero se esa persona en la que confies y descanse cuándo de sientas débil, quiero ser tu pilar y tu soporte para todos tus sueños y forma una familia a tu lado. ¿LINSAY te quieres casar conmigo? - preguntó JAYDEN mirándola a los ojos... —Yooo.... No se si pueda confiar en ti JAYDEN, realmente tengo mucho miedo, y peor aún que este amor por tí me traicione mis sentimientos siempre fueron fuertes por tí, pero ya una vez me dijiste lo mismo y te creí que cambiara esta vez, aúnque ya sé la verdad de porqué hiciste todo, y fue por mí, me destrozo aún más yo solo me llene de odio hacía a ti, cúando tu soportabas todo por mí, siempre te hago ver débil y creo que siempre te utilizarán, si mi vida estaría en peligro, se que tú estarías para mí, pero yo soy un perjuicio para tí " Mi amor" - se dijó a si misma LINSAY mientras escuchaba todo lo que JAYDEN le decía. — JAYDEN... - susurró LINSAY al ver que querían una repuesta.
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
Amor Militar 2Vs Médico Militar.." Mi Venganzá"

Populares

Populares

close 0/500