Amor Militar 2Vs Médico Militar.." Mi Venganzá"

°° YO TE CUÍDARE°°
— ¡Madre! no te escuche. — HUNTER ¿que haces aquí? - preguntó su madre al ver a su hijo menor. — JAYDEN me habló en la madrugada, me dijó que quería que lo ayude con un par de cosas, y cómo aún era de noche me quede a descansar y ya me estaba de ida, no quería levantarte. — No hay problema en que te quedes ven y te aré un desayuno muy rico, pero antes JAYDEN a ¿dónde fue? — Fue detrás de la mujer que ama, es un loco por hacerlo tan repentino. — Y él que me dijó que no iría, que muchacho debió haberme dicho. — Sabes cómo es mi hermano, vamos a desayunar. - sugirió HUNTER con dulzura abrazando el hombro de su mamá. — Esta bien, vamos. - contestó contenta saliendo de la habitación. [ Con LINSAY ] — ¡LINSAY! - gritó JAYDEN muy preocupado al verla caer al suelo, corrió a élla sin pensarlo para verla. La tomó entre sus brazo y pudo sentir su cuerpo muy caliente, su semblante era muy palido, tenía moretones en su cuerpo y sus manos estaban muy rojas, causando la preocupación de JAYDEN aún mas de lo que ya estaba. La tomó y se la llevo adentro de su base, ingreso por puerta y vio a muchos agentes caminar pero hubo uno quien corrió hacía ellos. — ¡LINSAY! y tú ¿que haces aquí? ¿que le paso a LINSAY? - preguntó ESTEBAN alterado al ver a su compañera casi incosciente. — No se lo que paso, yo solo la ví y élla cayo desmayada, parece que esta enferma tiene mucha fiebre y su piel esta muy palida, ¡rápido llama aún doctor! — Eso are. - respondió corriendo al consultorio de su Médico. — Sabía que élla estaba mal, pero no creí que tanto, porqué no me di cuenta antes. - se reclamó a si mismo, mientras corría en buscar del Doctor. JAYDEN ingreso aún habitación en dónde recostó a LINSAY sobre la cama, y al mismo tiempo le dolía vela tan mal, tomó su mano para estar cerca de élla... — Eres muy terca, mira ahora cómo estas, porqué no vine más antes por tí mi amor...- le decía a LINSAY mirandola con mucha tristeza. — ¡Ya estas aquí! - gritó ESTEBAN abriendo la puerta para dejar entrar al Doctor a la habitación y pudiera ayudar a LINSAY. — ¡Ayudela porfabor! élla es todo lo que tengo. - pidió desesperado JAYDEN al ver al Doctor. — Tranquilo hare todo lo que pueda, pero ambos salgan afuera, necesito examinarla y ver cómo tratarla. — Esta bien, lo esperaremos afuera. - comentaron los dos saliendo de la habitación. — ¡Viniste! - dijó ESTEBAN viendolo serio. — Porqué no me lo dijiste antes, mira cómo esta ahora élla. — Cómo se nota, que no conoces a LINSAY aún que élla estuviera apunto de morir nunca diría que esta mal o que necesita de alguién. — ¡Ya cállate! — ¡No lo haré! es más por tu culpa esta cómo esta fuiste tú quien la llevo a esto. - gritó enojado ESTEBAN. — ¡Cállate te dije! - dijó en voz alta, tomando a ESTEBAN de su camisa para golpearlo. — ¡Muchachos! que les pasa. - preguntó al salir de la habitación de LINSAY y verlo casi a los golpes. — ¡Doctor! — ¿Cómo esta? élla está bien. - decía JAYDEN muy preocupado, soltando a ESTEBAN. — ¿Cómo esta LINSAY? — No debería decirles nada, por la manera en cómo se comportan, pero al parecer estiman mucho a esa jovencita, élla esta débil y necesita de cuidados, su salud es estable pero podría empeorar tienen que cuidarla. — ¡Yo lo are! - dijó JAYDEN. — ¡No yo lo are! - argumentó ESTEBAN. — Ya te dijé que yo lo are y sabes muy bien que élla quiere estar conmigo. — No te parece demasiado tarde él estar con élla, no creas que por ser el gran amor de LINSAY tienes derechos. — ¡Cállate ESTEBAN sabes bien que LINSAY me quiere a su lado! — ¡Pero que imbécil! - susurró acercándose a JAYDEN para golpearlo, de pronto alguién lo detiene. — ¡Basta Agente E! - dijó su superior. — Agente Superior, pero... - contestó sorprendido al verlo. — Agente dejé que él señor JAYDEN se quede con la Agente L, no es necesario que le diga los motivos. - dijó interrumpiendo a ESTEBAN. — ¿Es una orden? porqué si es una orden lo are, si no no lo are. — Tómelo cómo usted quiera. - respondió serio. — Me da igual - protestó saliendo del lugar empujando a JAYDEN en su hombro. — ¡Gracias señor! — No me de las gracias a mi, si no a su madre. — ¡Que! [ FLASH recordando ] — ¡Agente! la agente LINSAY se ha desmayado. - dijó uno de los agentes, corriendo hacía el agente Superior. — ¡Qué paso! Derrepente suena el teléfono... — Buenas Agentes. - dijó Elena. — ¡Elena! a que debo el motivo de tu inesperada llamada. — Solo quería pedirte un favor cómo amigos. — Si puedo lo hare dime. — Puedes dejar, que LINSAY y mi hijo se vean a solas sin que nadie los moleste. — Me dices que releve de sus trabajo a LINSAY para que este a solas con JAYDEN. — Mi hijo fue por élla, viajo toda la noche debe estar cansado porfavor permite que se vean. — Hare lo que pueda, no te aseguró nada. —Gracias, sabía que podía contar contigo. — Para eso estamos. - dijó colgando la llamada... [ Con JAYDEN actualidad ] — Cuida bien de nuestra mejor agente, es todo lo que te pido. - dijó el agente Superior. — ¡Lo hare, muchas gracias! - agradecía JAYDEN muy contento. — Bueno yo me voy. - dijó el agente quien lo ayudo a quedarse con LINSAY. — Que tenga un buen día. — Bueno muchacho, toma estas recetas, trata de darle estas pastillas, cambia el lienzo que esta sobre su frente, y revisa que su temperatura no suba más. ¿La podrás cuidar? — Si Doctor haré mi mejor esfuerzo. — Esta bien, te la dejo en tus manos. - dijó el Doctor entregándole los medicamentos, los lienzos limpios y un par de suero para que la pueda cuidar. — No se preocupe. - contestó recibiendo todo en sus manos para ingresar a la habitación de LINSAY.
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
Amor Militar 2Vs Médico Militar.." Mi Venganzá"

Populares

Populares

close 0/500