Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Cuerda Maleable Dorada
‘Grado de Objeto: Humano Medio’. ‘Ataque: 326’. ‘Condición de Fortalecimiento: 67 Puntos de Alma’. Bai Yunfei observó la gruesa cuerda dorada que sostenía en sus manos con una mirada decepcionada. "Huh... ¿esto es todo lo que tiene para ofrecer un objeto de Alma de grado Humano Medio?" Si Fang Hao supiera lo que Bai Yunfei estaba pensando en este momento, sin duda habría vomitado sangre debido a la indignación que sentiría. Este objeto de Alma fue elegido específicamente para capturar al ave penumbra veloz, e incluso casi lo había logrado exitosamente. Pero ahora Bai Yunfei había obtenido este sublime objeto del Alma y en sus ojos era algo bastante mediocre. "Tal vez estoy equivocado en subestimarlo". Bai Yunfei podía sentir que se estaba volviendo un poco codicioso. Con una burla, pensó para sí mismo: “Déjame actualizarlo primero. Originalmente, la Espina de Hielo era un arma del rango Humano Ordinario pero con atributos bastante decentes. Quién sabe, tal vez a esta humilde cuerda le vaya mejor aún". "Fortalecer". Aproximadamente diez minutos después… ‘Fortalecimiento Exitoso’. ‘Grado de Objeto: Humano Medio’. ‘Nivel de Fortalecimiento: +10’. ‘Ataque: 326’. ‘Ataque Adicional: 151’. ‘Efecto Adicional de +10: Al consumir Fuerza de Alma adicional, puedes alargar y acortar la cuerda, al controlarla con tu voluntad. La cuerda puede extenderse desde una quinta parte de su longitud original hasta cinco veces esta longitud. Cuanto más se extiende, más débil se vuelve. Y cuanto más corta sea, más resistente será.’ ‘Condición de Fortalecimiento: 67 Puntos de Alma’ Bai Yunfei quedó ligeramente aturdido por los efectos de la cuerda dorada. "Esta habilidad es un poco extraña, ¿no?" Después de pensar para sí mismo durante un momento, sacudió la cabeza con impotencia: “Tengo que intentarlo… ¡Me pregunto cómo funcionará con exactitud!" Bai Yunfei examinó cuidadosamente la cuerda para averiguar qué extremo era el frente y cuál era la parte posterior, y se dio cuenta que un extremo de la cuerda tenía unos diez centímetros de tela rugosa donde normalmente habría un mango. En el otro extremo había una pequeña punta puntiaguda. Cuando Bai Yunfei la examinó, pensó en que era como si la punta tuviera la forma de un pequeño dardo. Sosteniendo el objeto desde el mango, Bai Yunfei lo giró hacia un lado. Hubo un sonido de silbido antes que se pudiera escuchar otro sonido de estallido. La cuerda había golpeado la puerta de su tienda a unos quince metros de distancia. "¡Eso es una gran distancia!" Bai Yunfei se sorprendió. Solo había querido extenderlo un poco. No pensó que llegaría tan lejos en tan poco tiempo. Pensando bien, canalizó un poco de su Fuerza del Alma en la cuerda dorada. Al momento siguiente, sintió como si la cuerda dorada se hubiera integrado con su propio cuerpo, como si su brazo se hubiera extendido varios metros. Cuando usó la lanza Punta de Fuego, sintió la misma sensación que esta vez. La única diferencia fue que la lanza también le dio una sensación de "intimidad", casi como si fueran inseparables. Mientras que esta cuerda dorada le dio una sensación de "extrañeza". También se sentía como si estuviera 'haciendo lo que quería'. Dando una pequeña sacudida con su mano derecha, una onda expansiva se desencadenó desde el mango del látigo hasta el final. Con un sonido fuerte que cortó el aire, la cuerda pareció retorcerse lentamente como si estuviera viva. Y se dirigió hacia el taburete de su izquierda. Se sentía como si la cuerda hubiera recibido una orden mientras volaba hacia el taburete. Enroscando completamente al taburete, la cuerda tiró de este y luego Bai Yunfei lo atrapó hábilmente con su mano izquierda. "¡Wow, esto es bastante simple!". Bai Yunfei dejó caer al taburete mientras jugaba con la cuerda con gran interés. Esta era la primera vez que usaba un objeto de Alma de este tipo; por lo tanto, sintió mucha curiosidad al respecto. "Intentaré alargarla y acortarla rápidamente..." Después de "jugar" durante unos diez minutos, Bai Yunfei finalmente se detuvo, estando sumamente feliz con su experimento. Cuando se extendió cinco veces su longitud normal, la cuerda tenía unos setenta metros de largo. Bai Yunfei había sentido como si hubiera una serpiente 'enrollada' alrededor de toda la tienda. Él también se había dado cuenta que cuanto más larga era la cuerda, más delgada se volvía. La cuerda en sí se sentía más suave en ese momento, pero su "dureza" seguía siendo la misma. Reduciéndola a lo más corto que pudo, Bai Yunfei se quedó con una vara dorada de poco más de dos metros de largo. Él podía agitar fácilmente la vara y la sentía como si fuera una contundente pero ágil arma. Dado que esta cuerda dorada se podía alargar y acortar a voluntad, Bai Yunfei lo pensó un poco antes de nombrarla como cuerda Maleable Dorada. Al devolver la cuerda Maleable Dorada al interior de su anillo interespacial, Bai Yunfei dejó escapar un bostezo antes de acostarse en su cama. "Descansaré un poco y luego fortificaré el resto de mis otros objetos más tarde..." Al segundo día, cuando todos salieron de la posada preparados para irse, Tang Xinyun bajó, seguida de Zhao Mancha. Caminando lentamente por las puertas, vestida con una túnica blanca, una leve sonrisa permaneció en su rostro como si nada hubiera cambiado. La única diferencia era que ahora había posado sobre su hombro derecho un pequeño pájaro de color blanco, del tamaño de un gorrión normal. Después de observar cuidadosamente, cualquiera podría notar que este pájaro era claramente el ave penumbra veloz que anteriormente tenía el tamaño de una gran águila. "Señorita Tang, esta ave es…" Al ver el pájaro blanco, Bai Yunfei se dio cuenta lentamente de quién era, pero no expresó completamente su pregunta. Jing Mingfeng y Tianming se habían asomado para mirar con curiosidad al pájaro. “Sí, es el mismo pájaro de antes, pero ahora es bastante más pequeño. Su tamaño actual es más conveniente para que pueda viajar conmigo a partir de ahora". Tang Xinyun asintió con la cabeza con una sonrisa. Cuando inclinó la cabeza para mirar al pájaro, le susurró: “Xiao Bai, ¿te acuerdas de estos dos? Te salvaron ayer, recuerda darles las gracias..." "Xiao Bai..." Jing Mingfeng se quedó atónito. Dándole a Bai Yunfei una mirada extraña, su rostro comenzó a temblar. Enganchando a Tianming por el brazo, los dos rápidamente se movieron hacia un lado para reír de una manera malvada. Bai Yunfei no pudo evitar sentir que sus labios también se contraían. Cuando escuchó el nombre "Xiao Bai", por alguna razón, su primer pensamiento fue "¿Xiao Bai? ¿Por qué suena como un nombre para un perro? "¡Chirrrp!" Como si sintiera el significado detrás de la risa de todos, el pájaro dejó escapar un chirrido de descontento, antes de batir sus alas para tomar vuelo. "¿Que está pasando? ¿Qué pasa con el nombre Xiao Bai? " Tang Xinyun encontró extraña la reacción de todos allí, por lo que hizo esta pregunta al estar confundida. "No, es nada. Xiao Bai es un buen nombre. Muy lindo incluso... "Jing Mingfeng intervino desde un lado antes de volverse hacia Bai Yunfei con una mirada seria, "¿Qué opinas tú, abuelo Bai?" Después de pronunciar esas dos últimas palabras, saltó en el aire para esquivar la patada que Bai Yunfei le había enviado. Luego, riendo, él y Tianming se alejaron. "Esto..." Tang Xinyun había escuchado el comentario final, y no pudo evitar mirar a Bai Yunfei con una expresión avergonzada. “Jaja, señorita Tang, no se preocupe por esto. El jefe Huang debería estar listo para parir en cualquier momento. Deberíamos ir con ellos y quizás podamos llegar a la ciudad de Guyi al final de hoy… ” Bai Yunfei sonrió. Con un guiño a Zhao Mancha, Bai Yunfei y el resto del grupo partieron una vez más. Por la noche, el grupo llegó a su último destino, antes de alcanzar la ciudad de Gaoyi, la ciudad de Guyi. El grupo se disolvió lentamente mientras Huang Wan se ocupaba de las negociaciones. Bai Yunfei, Tang Xinyun y los demás deambulaban por las calles, de forma casual y relajada. Huang Wan había dicho que esta noche se quedarían en un lugar llamado Posada del Bienestar. Y también agradeció a Bai Yunfei y a los demás por su 'protección'. Al mismo tiempo, mencionó que todos los preparativos nocturnos también se habían hecho para ellos. Todos caminaron por las calles sintiéndose relajados. Tianming era el más emocionado mientras miraba de izquierda a derecha por toda la ciudad. De vez en cuando, criticaba la mercancía a un lado cada vez que encontraba algunas fallas, diciendo que la tienda fulano de la ciudad de Gaoyi tenía mejor mercadería que las tiendas de esta ciudad, o que esta tienda no tenía el mismo encanto que la otra, o simplemente diría algo negativo por cualquier motivo... Cuando Jing Mingfeng mencionó accidentalmente los asuntos de su familia, Tianming infló su pecho y dijo, después de disgustarse: “No hables de eso. ¡Esa familia me aburre hasta la muerte! Los hijos de mi segundo y tercer tío siempre me intimidan, y mi hermano mayor siempre está con mi padre. Rara vez está en casa, y cada vez que él y yo peleamos, mi madre siempre me regaña a mí y me dice que no debería causar más problemas. ¡Bah! No suelo ser yo quien empieza las discusiones, pero si él me agrede yo me defenderé. Y también está esa maldita niñera, ¡se pasa todo el día charlando y regañando! ¡Me aburre hasta las lágrimas, te lo digo! Ni siquiera quiero verla otra vez, yo... " A mitad de su discurso, hubo una atmósfera extraña repentina que descendió sobre el área. Cuando volvió la cabeza para mirar, se dio cuenta que Bai Yunfei y los demás le estaban mirando como si hubiera algo extraño... ¿Era descontento? "¿Qué-qué pasa?" Tianming se dio cuenta que debió haber dicho algo incorrecto. Sintió que su cuello se hundía dentro de sí mismo y que debía repasar sus palabras nuevamente para entender lo que estaba mal. Bai Yunfei dejó escapar un ligero suspiro mientras preparaba una explicación solemne, “Tianming, permíteme hablar honestamente contigo. Creo que no deberías hablar de tu familia de esa manera tan despectiva. Además, tampoco debes tratarlos de esa forma... ya sean tus padres, tus abuelos o quien sea, siguen siendo personas a las que debes respetar. El 'cuidado amoroso' que le brindan es algo que tampoco debe ignorar, ni odiar. Si no fuera por el hecho de que entiendo que tu corazón no refleja realmente tus palabras, hace mucho que habría dejado de tener cualquier relación cercana contigo. De todo en la vida, la familia puede ser lo más importante. Una persona que no entiende eso… no la quiero cerca”. "Emmh... yo..." El rostro de Tianming se puso en blanco como si estuviera cada vez más ansioso. "Probablemente no lo entenderás por completo todavía, pero espero que te des cuenta más temprano que tarde..." Bai Yunfei le dio una pequeña sonrisa como si estuviera enseñando a un niño pequeño. "¿Sabes lo que significa ser una 'familia'? "¿Qué?" Tianming negó con la cabeza sin comprender, como perdido por la pregunta de Bai Yunfei. Bai Yunfei señaló frente a ellos, "Eso, eso es lo que es una familia". A unos cien metros en la misma calle, cerca de una esquina, se podían ver dos figuras bastante frágiles sentadas en el suelo. Había un niño que parecía tener doce o trece años. Su ropa estaba en un estado desastroso, y revelaba los brazos flacuchos que poseía. Su cabello estaba alborotado y grasoso, como si no se hubiera duchado en semanas. Sin embargo, en su mano tenía medio bollo de arroz al vapor que estaba usando para alimentar cuidadosamente, bocado a bocado, a una anciana de alrededor de setenta años de edad. La mujer estaba desplomada contra una pared. Su ropa estaba rota, pero su cabello blanco no estaba tan descuidado como el cabello del niño. En cambio, alguien la había peinado cuidadosamente. Tenía un aspecto menos frágil que el niño pequeño, pero sus ojos se habían hundido en su rostro. Eran claramente mucho más tenues y perdidos que el de una persona promedio. La mujer terminó rápidamente el bollo de arroz al vapor y el niño sacó un cuenco para permitir que la mujer pudiera beber del mismo. En ese momento, una persona pasó caminando y arrojó una moneda de cobre frente a ambos. El rostro del niño se iluminó cuando recogió la moneda. Arrodillado en el suelo, el niño se inclinó ante el que le había dado la moneda, antes de regresarse hacia la anciana. Él comenzó a decirle algo con gran emoción... Con ojos brillantes, Bai Yunfei comenzó a caminar hacia ellos. "No importa a dónde vayas, siempre habrá gente viviendo en estas condiciones, pero por más difíciles que sean los tiempos, siempre se cuidarán entre ellos. Esto es lo que significa tener una familia..."
Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Populares

Populares

close 0/500