Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Contrato de Alma
Un torbellino de tres metros de largo y un metro de ancho se formó de repente, haciendo volar las hojas cercanas. A través del viento, se podía ver a Tang Xinyun mirando con extrañeza lo que ocurría, pero sin tener idea sobre qué estaba causando esta situación. "¡Cuidado señorita!", gritó Zhao Mancha en pánico. Un resplandor de luz brillante envolvió todo su cuerpo y cuando estaba a punto de saltar para "salvar" a la joven a su cuidado… "¡Tía Zhao! ¡No interfieras!" Justo cuando estaba a punto de saltar, un grito de advertencia salió desde atrás de ella. Bai Yunfei, Jing Mingfeng y Tianming se movían rápidamente hacia su dirección. "¿Por qué me detienes? ¡La joven señorita está en grave peligro!". La tía Zhao no sabía por qué Bai Yunfei trató de detenerla, mientras intentaba una vez más entrar en el torbellino. "Es mejor que no te muevas todavía. ¡De lo contrario, pondrás a la señorita Tang en un peligro aún mayor!" Bai Yunfei sabía que estaba preocupada, así que preguntó: "Mire con cuidado, ¿la señorita Tang realmente corre peligro?" "Si mal no recuerdo, esto probablemente sea..." Bai Yunfei se movió para detener a Zhao Mancha mientras estudiaba a Tang Xinyun en medio del torbellino recién formado. Había un extraño brillo en sus ojos como si estuviera mirando algo extremadamente inesperado. "¿Sabes lo que es esto? Dime, ¿qué está pasando aquí?" La voz de la tía se estabilizó un poco cuando se dio cuenta que Tang Xinyun no estaba en peligro, pero ahora la Fuerza de Alma en el área se había vuelto extremadamente inquieta. Dudando, Bai Yunfei respondió: "Si no me equivoco, esto es..., ¡lo que sucede cuando se forma un Contrato de Alma!" "¡Contrato de Alma!" Jing Mingfeng y Zhao Mancha hablaron al mismo tiempo, sorprendidos por lo que había revelado Bai Yunfei. "Sí, sospecho que de esto se trata el asunto…" Bai Yunfei asintió con cautela, mientras continuaba observando a Tang Xinyun con curiosidad. No importa cuánto estudió la situación, este escenario era exactamente como lo describió Hong Yin en el pasado. Esto es lo que sucedería durante un contrato entre un cultivador de alma y una bestia de alma. "Un intercambio de Fuerza de Alma es compartir todo. No solo se comparte la Fuerza de Alma, sino que incluso sus vidas se unen. ¡Sí! ¡Esto es exactamente como el hermano Hong Yin había descrito a un Contrato de Alma! Por lo que parece, fue el ave penumbra veloz la que lo inició. Pero no será tan sencillo concretar el asunto…" Los ojos de Bai Yunfei se iluminaron con escepticismo. "¿Pero por qué? ¿Por qué esta penumbra veloz decidió ofrecer un Contrato de Alma a la señorita Tang...? ¿Acaso fue porque ella le estaba salvando la vida? Es cierto que la conexión con ella durante este período le permitirá recuperarse rápidamente, pero aun así, ya no está cerca de morir y estaba haciendo todo lo posible para evitar ser capturado por la secta de Domadores de Bestias, así que, ¿por qué ofrecerle este Contrato de Alma?" Mientras su mente divaga en sus propios pensamientos, Bai Yunfei le dijo a Tang Xinyun: "¡Señorita Tang! ¡No rechaces la conexión entre sus almas! ¡Acepta el alma del ave penumbra veloz y concéntrate en concretar el enlace! ¡Mientras te comuniques con él, formarás un Contrato de Alma y a partir de hoy, será tu nuevo compañero!" Tang Xinyun no respondió a Bai Yunfei. Ya sea porque no lo escuchó o quizás porque no pudo responder. Él no estaba seguro sobre cual fuese la razón, pero al menos sintió que tenía que intentar advertirle. Las dos fuerzas de alma estaban retrocediendo lentamente entre las dos partes, pero nadie más podía sentirlo. Bai Yunfei negó con su cabeza en dirección hacia Zhao Mancha para expresar que no debía preocuparse demasiado y que debería retroceder para esperar con calma el desenlace de la situación. El brillante resplandor que rodeaba su cuerpo se disipó lentamente en el aire. Sin embargo, sus ojos permanecían enfocados y ella todavía estaba lista para moverse en caso que surgiera la necesidad. Varios minutos después, el torbellino que giraba con rapidez disminuyó enormemente, antes de finalmente disiparse por completo. Había hojas y ramas esparcidas por todos lados, y se podía ver a Tang Xinyun en el suelo con una pequeña ave penumbra veloz anidando en sus brazos. Ambos permanecieron inmóviles en el lugar. "¡Joven señorita!" La tía gritó alarmada mientras se apresuraba a inspeccionar a Tang Xinyun. Al darse cuenta que se había desmayado debido al agotamiento en su Fuerza de Alma, suspiro con alivio. "¿No dije que ella estaría bien? Tía, necesitas relajarte un poco. La señorita Tang se recuperará más pronto que tarde". Bai Yunfei miró a todos a su alrededor y agregó: “Bueno, entonces, regresemos. Apuesto a que el jefe Huang nos ha estado aguardando durante mucho tiempo. Escuché que nos está esperando en un parador de la carretera cercana. Démonos prisa y dejemos que la señorita Tang descanse en ese lugar". Esa noche en una posada bastante grande, pero algo lúgubre. Bai Yunfei, Jing Mingfeng y Tianming estaban totalmente aburridos y se sentaron alrededor de una mesa cuadrada mientras comían maní sin cáscara y hablaban tonterías entre ellos. Huang Wan y los otros viajeros se sentaron junto a las mesas de alrededor y conversaron en voz baja. Dentro del área, todavía había varios otros viajeros que habían pasado por este lugar para comer y no tenían nada que ver con su grupo. Dado que la ciudad de Guyi no estaba muy lejos, la cantidad de personas que viajaban por aquí eran muchas. Guyi se ubicaba justo antes de la ciudad de Gaoyi, y era una ciudad un poco más pequeña. Jing Mingfeng suspiró con fuerza y se echó varios cacahuetes en la boca. Seguido de un trago de vino, para luego dejar escapar otro suspiro de decepción. "Hermano Jing, has estado suspirando durante mucho tiempo. ¿En qué estás pensando exactamente? Tianming preguntó por curiosidad mientras comía sus cacahuetes a un ritmo pausado. "Jeje, apuesto a que probablemente esté deprimido por el hecho de que el ave penumbra veloz formó un Contrato de Alma con Tang Xinyun". Bai Yunfei sonrió mientras levantaba su taza y tomaba un sorbo de té. "¿Cómo no podría estar deprimido?" Jing Mingfeng arqueó los labios en 'pena', "¡Era una bestia del alma de quinto nivel! Un ave penumbra veloz del elemento Viento... nosotros fuimos los que lo salvamos. ¿Por qué no me eligió a mi entonces? Ella era del tipo de Fuego y yo del tipo de Viento. ¡Ni siquiera debería haber habido competencia sobre quién sería el elegido! Pero, antes que pudiera tener la oportunidad de hablar con el ave, ya eligió a otra persona con quien unirse... " "Has estado deprimido durante toda la tarde, date un descanso". Bai Yunfei negó con la cabeza. "¿No escuchaste a la tía Zhao decir que el ave penumbra veloz estaba al borde de la muerte? Si la señorita Tang no hubiera estado allí para formar un Contrato de Alma, entonces estarías tratando de comunicarte con un pájaro muerto. Esa bestia es bastante terca y me da la sensación que incluso si estuviera muriendo, no se sometería a la secta de Domadores de Bestias. Entonces, dudo que mucho que quiera ser su compañero. Por otro lado, Tang Xinyun tuvo la oportunidad y el corazón para tentarlo. Fue esta suerte la que la ayudó, simplemente supérelo de una vez..." "Ah...si…" Jing Mingfeng cayó nuevamente en depresión ante estas palabras. Sirviéndose otra taza, le acercó la botella de vino a Bai Yunfei, “Vamos abuelo, toma un sorbo o dos. ¿Qué clase de hombre no bebe? ¿Quieres que la gente te odie o algo así? " "Abuelo..." Los labios de Bai Yunfei se arquearon de forma extraña. Después del intercambio silencioso que tuvieron durante la tarde, la relación entre los dos parecía estrecharse bastante. Este nuevo apodo que Jing Mingfeng había inventado para él era algo que Bai Yunfei no estaba dispuesto a detener. Sacudiendo la cabeza, respondió: "Si me odian, está bien; pero no beberé. Es amargo y picante. ¿Qué tiene de bueno beber algo como eso?" "¿Qué tiene de malo beber? Si te emborrachas, puedes usar tu Fuerza del Alma para dispersar el alcohol, ¿no? "Entonces, ¿qué sentido tiene beber vino? Prefiero beber té". Bai Yunfei tomó otro sorbo de su té. "Pfff, ni siquiera hay un poco de heroísmo en ti. Es una extrañeza que seas del elemento Fuego; los otros cultivadores de almas de Fuego son todos héroes relucientes o villanos despiadados. Por lo general, sus caracteres son bastante marcados". Jing Mingfeng miró a Bai Yunfei con una sonrisa, "Entonces, Tianming, ¿quieres un sorbo?" "¡Sí! ¡Sí! ¡Quiero ser como un verdadero hombre debe ser y beber! Qué grandioso será…” Tianming asintió con la cabeza con alegría en su voz. "¡Bueno! ¡Ese es el espíritu! Ven, te serviré una taza. ¡Quedarás satisfecho, te lo garantizo! Jing Mingfeng se rio mientras servía una copa de vino. Tianming tomó la copa de vino y la olió con curiosidad. Luego, siguiendo el ejemplo de Jing Mingfeng, se la bebió de un solo trago. Tres segundos más tarde, el rostro de Tianming se puso ‘ligeramente’ rojo, como el de un mono. Moviéndose ligeramente, tomó el resto de su taza de té para que incluso las hojas desaparecieran. "Eh..." La boca de Bai Yunfei se torció cuando soltó una maldición a Jing Mingfeng, "Mira lo que hiciste. Siempre lo estás atormentando. A mi modo de ver, es aún más exagerado que yo..." Entonces Tianming dijo de repente: “¡Ja, ja, estoy bien! ¡Absolutamente bien! Me siento... me siento bastante bien. Je, je, así que esto es lo que se siente al tomar una buena copa... " "¿Qué fue eso? ¿Nunca has bebido antes?”, preguntó Jing Mingfeng. "No. Nunca. ¡Mi casa es bastante estricta! Ni siquiera podía dar un paso afuera. No puedo hacer esto, no puedo hacer aquello..., mi madre madre y abuela eran tan estrictas, siempre me regañaban sobre esto o lo otro. Siempre me trataron como si fuera un niño. ¡Fue algo muy molesto!" El rostro de Tianming estaba enrojecido y su tono de voz patinaba un poco. De alguna manera, se había emborrachado con una sola taza. Entrecerrando los ojos, Bai Yunfei estaba a punto de decir algo cuando sintió algo extraño detrás de él. Bai Yunfei se volvió justo a tiempo para ver a Zhao Mancha caminar desde el segundo piso. "Tía Zhao, ¿cómo está la señorita Tang?" Bai Yunfei le preguntó a la cansada mujer mientras le entregaba una taza de té. "¿Cómo está el ave penumbra veloz?", preguntó Jing Mingfeng al mismo tiempo. Tomando un sorbo de su té para calmarse, la mujer respondió: “No pasó nada importante hasta ahora. Pero ella se despertó hace un momento, para luego volverse a dormir otra vez. Ese Contrato del Alma la agotó totalmente. Estaba a punto de hacer un gran avance y romper en el reino de Personificación de Alma al condensar su esencia de semilla de Viento, pero terminó desperdiciando eso mientras aumentaba aún más sus cargas. Supongo que mañana volverá a la normalidad... " "¿Dices que ella lo desperdició? ¿Por qué?" Los tres hombres preguntaron confundidos. “Eso es porque la señorita desea cultivar el elemento Fuego…” La tía habló con un movimiento de cabeza antes de cambiar de tema, “¿Trataste con los domadores de bestias adecuadamente? ¿Descubrieron quién eras?” "Por supuesto no. Tía, no tienes que preocuparte. Fuimos indulgentes con ellos. Mientras viajemos con cuidado, no encontraremos más problemas. Con la forma en la que cambiamos nuestras caras, no podrán encontrarnos sin importar cuánto intenten encontrarnos…” Jing Mingfeng agitó su mano. "Esas son buenas noticias". Zhao Mancha suspiró aliviada. “Nuestra comida está aquí. Primero comamos. Hoy ha sido un día agotador". Bai Yunfei habló tan pronto como vio a un camarero que traía un plato de comida. Esa noche dentro de su habitación, Bai Yunfei se sentó encima de su cama y recordó los eventos del día. Después de una cuidadosa deliberación, Bai Yunfei agitó su mano y sacó un artículo. Era la cuerda dorada que había tomado...
Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Populares

Populares

close 0/500