No me Dan un respiró (Naruto y hinata) .

Incómodo
Narra Naruto. *Al parecer me quedaría en la casa de los Hyuga, se me hacía raro que el viejo de los Hyuga me permita estar en su casa a pesar de que creía que me odia, esa mirada sin vida y con algo de rencor, pero luego recordé de que tenía el byakugan y ya me era normal* - ¿Ya tienes todo preparado? *preguntaba el Hokage en su oficina ya más tranquilo, eran casi las siete y treinta de la noche y naruto tenía una mochila medianamente grande la cual traía en su espalda* - Si, ya me voy sensei vendré otro día a visitarlo *decía Naruto cargando la mochila con su único brazo abriendo la puerta con dificultades, al salir de la torre empezó a caminar por la calle, toda la ciudad se veía muy linda, esto provocó algo de nostalgia en Naruto al recordar a jiraiya en ichiraku, siempre tenía que pagar por lo que comía su maestro, lo odiaba... Una sonrisa se formó en el rostro de él jinchuriki y siguió su caminó, al pasar unos minutos ya estaría en la entrada de la mansión de los Hyuga, golpeó un poco fuerte la puerta intentando de que su mochila no se resvale de su hombro esperando a ser recibido, los nervios eran algo naturales, el viejo de la mansión le cortaría el otro brazo si lo ofendiera o eso es lo que pensaba naruto, la puerta de el patio de aquella casa se abrió dejando ver a un chico el cual parecía ser un integrante de aquel clan el cual vio a naruto algo intrigado* - ¿Necesita algo? *el joven se veía algo descontento con la apariencia de naruto, ya que este no estaba en su mejor faceta* - Soy Naruto Uzumaki, emm.... Me invito el viejo Hiashi *este sonreía de manera tranquila mientras que con su único brazo tocaba su cabeza* - *El chico se había quedado congelado al escuchar el nombre de el invitado, el actual héroe de su aldea, de manera rápida lo había invitado a pasar subiendo las escaleras algo nervioso pero caminando a paso lento* Hiashi-sama lo espera en la sala de la casa, espero se sienta cómodo. - *Naruto con la poca atención que le prestaba dijo gracias, veía a todos lados espectante, aquéllas escaleras tenían esculturas y en estas habían símbolos, al llegar a la casa Naruto se sentaría al borde de la última escalera cansado* ¿porque hay tantos escalones? *un poco agitado vería hacia abajo* es muy alto... - U-zumaki-sama debemos ir con  Hiashi-sama lo antes posible para su bienvenida *decía el joven algo nervioso, le era extraña la actitud de Naruto ya que era acostumbrado a tratar con personas de manera formal* - Esta bien, vamos *este se levantaría y a su mochila caminando detrás de su guía, entrarían a la casa de manera discreta, pero no del todo ya que naruto no pudo evitar decir un muy largo* Woooooow! *su guía sonrió por su expresión ya que parecía un niño, después de unos segundos llegarían a la sala donde se encontraban tres personas sentadas en una larga mesa en silencio hasta que el guía hizo acto de presencia para ambos* - Hiashi-sama e traído a su invitado *las tres personas levantaron su mirada a la vez, aunque una hizo que naruto tuviera un pequeño sonrojo en sus mejillas* - Hola! *el típico saludo de el chico ruidoso hizo que hinata tomará un gran color rojo en las pálidas mejillas que tenía.* - Puedes retirarte *ordenó al guía pero como la idiotez no tiene límite, Naruto se dio la vuelta soltando un (ok) pero un llamado lo detuvo* usted no Uzumaki-san, por favor, siéntese con nosotros *Naruto se dio la vuelta tranquilo y se aserco a ellos dejando la mochila en el suelo, sentándose en el cojin al lado de una linda chica que siempre lo miraba y está no era la excepción* - *Después de sentarse, este levantó la mirada y se encontró con los blancos ojos de hinata posados en el a lo cual el vio al líder de la casa y a la niña presentándose con ella primero* hola, soy Uzumaki Naruto, dattebayo!. - Ella es mi hija Hanabi y creo que ya conoces a Hinata, es un placer que estés aquí hoy *Naruto un poco más tranquilo vio a hinata alegré* -Gracias,... Hinata te as vuelto muy fuerte, creó que ahora si le darás una gran paliza a Kiba *un alago muy vago pero que para Hinata fue especial* - Gracias Haruto-kun, espero te sientas cómodo *ella miro el único brazo de naruto algo apenada* - Naruto-san quisiera saber que piensa de él potencial de la futura heredera del clan Hyuga *el anciano veía a Hinata sin muchos ánimos sabia que ella tenía un potencial mediocre pero eficiente, ella no lo había notado ya que estaba concentrada con Naruto* - Tiene buen potencial, sus habilidades se desarrollan muy bien, cada vez que pelea parece bailar, pero creo que podría mejorar con el tiempo, hasta podría estar a nivel de él modo hermitaño. - ¿Modo hermitaño? *este pareció disgustado con lo dicho, pensó que los estaba comparando Cón algún tipo de rana* - Disculpe, olvide que solo personas a pegadas a Jiraiya lo conocían, esto es el modo hermitaño *el peli-naranja habría activado su habilidad, su pupila cambiaría de una manera que dejo anonadados a varios y sus párpados tomaron un color anaranjado* esto es el modo hermitaño, la habilidad que use cuando pelee contra Nagato o también lo conocen como Pain. - *Las tres personas se estremecieron en sus asientos al recordar al hombre que destruyó konoha* el criminal que destruyó la aldea. - En parte... Pain fue controlado por Óbito y Óbito por Madara, un legado muy peligroso, Nagato no era malo pero el me dijo algo que me había descolocado en su momento, el dijo, tu peleas por tu justicia y yo por la mía, no lo vi como un criminal después de eso, solo lo vi como alguien quien luchaba por un deseo personal. - Ese deseó daño a Hinata, eso es algo que no puedo aceptar *el señor veía a él joven espectante* - Lo sé, yo tampoco lo acepté *ambas chicas se habían levantado a preparar algo de té en eso Hiashi utiliza el byakugan y ve el flujo de chakra en Naruto, era una nueva energía la cual lo dejó paralizado pero lo ignoró después de un momento* puede indicarme donde encontrar mi habitación Hiashi-sama *el rubio decidió tenerle el mismo respeto al viejo que el a él rubio* - Mis hijas te indicaran tu habitación. - Quisiera entrenar, ¿hay algún lugar donde se pueda hacerlo?, dattebayo. - Hinata te indicará un lugar en el cual entrenar, esperó puedas entrenar con ella... Se que sus habilidades son escasas pero.... - No se preocupe, Hinata es muy fuerte, creó que en algún momento superará a Neji eso lo tengo claro, además ella es increíble. *esto lo decía con un ánimo natural de el joven levantándose* bien, iré a por Hinata. - Gracias *Hiashi inclinaria un poco su cabeza para luego sentarse firme viendo como Naruto saldría de él lugar a paso lento* (como puede alguien con tanta fuerza hablar al mismo nivel que las personas débiles.)*fueron los pensamientos de él mayor viendo como Hanabi entraba con dos tazas de té y se sentaba a su lado* - Ya entiendo porque Hinata esta enamorada de el *el mayor la vio congelado ante las palabras dichas* - E-e-ella te lo d-ijo?! *los nervios y celos de padre no pudieron evitarse* - Se nota que le gusta, no me lo tiene que decir. - Hasta que no lo diga, no lo creeré. *decía él ya más tranquilo viendo su taza de té empezando a beber la*
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
No me Dan un respiró (Naruto y hinata) .

Populares

Populares

close 0/500