El Heroe Traidor

Capitulo 17
Despues de que Emily nos trajera a la aldea y nos enseñara donde podriamos quedarnos a dormir nos llevo a un restaurante a comer. Queria negar la oferta pero si no fuera porque moria de hambre... Apenas los platos tocaron la mesa tanto como yo y Nicolette comenzamos a comer con desesperacion, no tenia ni idea de lo que estaba comiendo pero sabia delicioso. Al final terminamos comiendo 2 platillos completos con postre incluido que consistia en algun tipo de pay que desconocia de que estaba hecho. Estaba por reventar... -¿Cuanto tiempo llevaban perdidos?- pregunto Emily con terror en sus ojos. -Alrededor de 2 dias, sin comer absolutamente nada- conteste apoyando la cabeza sobre la mesa del restaurante. Sentia varias miradas sobre mi desde que habiamos llegado pero decidi ignorarlas. -Puedo notar que son fuertes, mas por como peleaste antes en el bosque...- comenzo a hablar Emily. -¿Seguros que no son aventureros?- Negamos con la cabeza nerviosos, no eramos aventureros y tampoco viajeros... -No se porque no lo son, con tus habilidades podrias volverte uno de los mejores de esta aldea...- dijo Emily a lo cual yo sonrei. -De hecho, quiero hacerte una oferta..- Emily sonrio confiada. -¿Que clase de oferta?- pregunte lleno de inquietud. -Veras, mi equipo y yo tenemos un enfrentamiento mañana con los "Lobos de la Luna" y no son los mas faciles de vencer, ¿que te parece ayudarnos?- Emily coloco sus manos a la altura de su cara como si de un mafioso se tratase y yo torci mi labio indeciso. -Si nos ayudas yo pagare tu equipo, cualquier cosa que necesites, ya sea armadura o arma o si solo quieres dinero, nos seviria tener a alguien como tu en nuestro equipo- Mire a Nicolette pero ella lucia igual de confundida como yo. -¿De que va ese enfrentamiento?- pregunte mirandola fijamente a lo que ella sonrio. -Es un enfrentamiento de 5 contra 5, cada equipo escoje a sus mejores peleadores y estos se enfrentan para saber quien es el mejor, estamos en buena racha pero estos tipos son conocidos por sus grandes tecnicas de equipo y tenemos nuestra duda de poder vencerlos- -¿Y que ganan al final?- pregunte despues de pensar que no seria tan malo. -Sobre todo, tu posicion como aventurero y lider de gremio aumenta bastante, aparte hay algo que se llama "ganador de terreno" que consiste que el equipo perdedor tiene que compensar al equipo ganador ya sea con dinero o algun objeto valioso- me explico Emily a lo cual asenti con cabeza antes de hablar. -Entonces si ganan ellos tienen que pagar por su derrota- Emily asinto con cabeza y comenze a pensarlo. No parecia una mala idea, prestar mi fuerza para ayudar a esta chica a cambio de equipo que es necesario. -¿Que ganaras tu una vez que la pelea termine?- le pregunto Nicolette a Emily con los ojos entrecerrados a lo cual ella respondio sonriendo. -No voy a mentir, esta es una pelea personal entre mi equipo y el de ellos, hemos sido rivales desde que eramos pequeño y prometimos resolver esto en un enfrentamiento final una vez que todos cumplieramos 15 años, ganar para mi lo significa todo, por eso estoy recurriendo a ustedes- -Entonces cuenta conmigo, pero quiero que compres las cosas que necesito- dije seguro de mis palabras a lo cual ella comenzo a reir. -¿Porque no vamos a la armeria de la aldea y comenzamos de una vez?- ... Despues de que Emily pagara la cuenta nos dirigimos a la armeria de la aldea, el restaurante al que habiamos entrado estaba a unos metros de la entrada de la aldea por lo cual no la observamos detalladamente una vez que nos adentramos a ella. Era una aldea pequeña compara con una ciudad de mi mundo, habia muchos negocios al entrar en ella y al fondo podia verse las posadas y las casas de los que vivian aqui. Mientras caminabamos por la calles note que no habia un solo humano como nosotros en toda la aldea, la mayoria de los habitantes eran hombres bestia y eso me hizo entrar en duda el porque nos miraban tanto a Nicolette y a mi. -Aqui es- dijo Emily sacandome de mis pensamientos. Mire el negocio frente a nosotros tenia un cartel encima de la puerta que tenia una espada de acero junto con un conjunto de letras que no podia leer. -La armeria de Hekan, vamos a entrar- seguimos a Emily de cerca y entramos al negocio que lucia mas grande por dentro. Habia todo tipo de estantes llenos de espadas y diferentes armas, junto con armaduras colocodas en algun tipo de maniquí. -¿Que es lo que buscas Shiro?- pregunto Emily adentrandose en la tienda mientras yo la seguia de cerca. Comenze a mirar todo detenidamente pensando que podria pedir, habia tanto para escoger que no podia decidirme por algo en concreto. -Mira esta espada Shiro..- Nicolette tomo una espada corta del estante y comenzo a blandirla con las dos manos. -¿Que dices?- Tome la espada y comenze a blandirla sintiendo su peso y fluidez, pero no me convencia del todo por lo que negue con la cabeza. Pasaron los minutos en los que estuve probando distintas armas pero ninguna parecia ser tan buena como la que usaba en el coliseo. Mi espada junto con mi daga hacian la combinacion perfecta entre ataque y defensa, y buscaba algo que pudiera ayudarme a defenderme y que sea rapido para atacar. Tome una daga de una repisa y comenze a pasarla entre mis dedos sintiendo ese peso que buscaba, la hoja media alrededor de 15cm, era corta pero es mejor que todo lo que esta aqui. -Quiero esta- dije orgulloso mientras Emily y Nicolette me miraban extrañadas. -¿Enserio solo eso?- preguntaron al unisono. Asenti con la cabeza y lo coloque sobre el mostrador, junto a Nicolette escogi una armadura sencilla de hierro que cubria mi torso y mis antebrazos y debajo un peto de cuero bastante ligero, y para terminar un pantalon simple junto con unas botas de cuero duro. -Te ves bien...- dijo Emily mirandome de arriba a abajo a lo que Nicolette lo miro con los ojos entrecerrados. -¿Cuanto va a ser?- El viejo de la tienda comenzo a contar con los dedos durante unos segundos mientras miraba hacia el techo concentrado. Vaya.... -2 monedas de plata- respondio con voz grave y pastosa, inmediatamente Emily le pago sacando dos monedas plateadas de su bolsillo. -Oye chico, te falto esto, la casa invita- El anciano me arrojo unos guantes de piel negros, le agradeci y comenze a salir de la tienda mientras miraba los guantes pero algo junto a la puerta me detuvo. Era un librero que llegaba hasta el techo que estaba lleno de libros, me gusta leer bastante y ver esto aqui llamo mi atencion. Me acerque a el y comenze a ver todos los titulos de los libros... Golpe Electro Aumento de Fuerza Golpe Cargado Son habilidades, eran grimorios de habilidades... Me senti decepcionado y emocionado a la vez, comenze a ver todos bastante emocionado. Queria usar magia y tener mis propias habilidades y esta era mi oportunidad, pero, ¿cuál de todas estas me vendria mejor?... -Si necesitan dinero siempre pueden convertirse en aventureros, el gremio acepta siempre a nuevos integrantes, vayan y inscribanse mañana y tomen esto, con esto podran pagar almenos una noche en la posada- Emily guiño el ojo mientras le daba un par de monedas a Nicolette que las tomo con gusto. -Los veo mañana en el gremio de aventureros...- Y sin mas Emily se fue... -Espero que ganes mañana- dijo Nicolette cruzando los brazos. -Esa chica me da mala espina...- Nicolette siguio con la mirada a Emily hasta que se perdio de nuestra vista. -¿Porque?- pregunte sorprendido, no me esperaba esa reaccion de Nicolette. -Nadie compra equipo a otra persona solo porque si, a menos que planee algo- -¿Tu crees que planea algo?- pregunte a lo que Nicolette coloco su dedo indice en su barbilla pensativa. -No estoy segura, talvez solo sea mi imaginación- Me quede pensando en lo que dijo Nicolette, talvez tenia razon, ¿quien gastaria en una persona que acaba de conocer?... ¿Quien le asegura que no escapare y robare todo esto que compro?... Con ese pensamiento comenzamos a caminar al area de las posadas y con dificultad alquilamos una habitacion ya que no conociamos el sistema monetario y entre la explicacion de la dueña con los diferentes precios para una terminamos alquilando una habitacion con dos camas. O eso pensabamos.... Cuando subimos las escaleras y abrimos la puerta nos quedamos de pie viendo la unica cama que habia en la habitacion, era doble pero no separada... -No quiero discutir mas con la dueña...- Nicolette entro a la habitacion y se lanzo sobre la cama. -Esta noche dormiremos juntos....- ¿Eh?... Senti como la punta de mis orejas comenzaban a calentarse por lo que habia dicho. ¿Dormir juntos?.... Nicolette volteo a verme y poco a poco comenzo a sonrojarse, pero luego desvio la mirada. -Ire a ducharme...- dijo eso a la vez que se ponia de pie de un salto y corria a la ducha que tenia la habitacion. Cerre la puerta detras de mi y comenze a quitarme toda la armadura que tenia puesta, seguia pensando en lo que dijo Nicolette, era raro... Pero de todos modos ya estaba involucrado con esa chica, mañana pelearia a su lado junto a su equipo en una pelea campal. Cuando me quite el peto de cuero mire mi torso desnudo, estaba lleno de cicatrices y aun tenia uno que otro moreton, por suerte la habitacion tenia un espejo de cuerpo completo asi que me acerque a el para verme. Tenia mi cabello mas largo y mi cuerpo era muy diferente, sentia que miraba a otra persona... Me acerque y coloque mi mano sobre el espejo y mire directo a mis ojos... *Latido* *Corte* Cerre los ojos de inmediato al recordar aquellas peleas brutales del coliseo, no podia evitar recordar todas aquellas veces que le arrebate la vida a las bestias con las que luchaba. Podia ver sus ojos llenos de desesperacion y miedo por mi presencia, y aun asi, no tuve piedad por sus vidas... -Oye Shiro...- la voz de Nicolette me saco de mi transe y hizo que volteara a verla, habia abierto una parte pequeña de la puerta para que solo pudiera ver su rostro. -¿Me ayudas con algo?...- Su rostro comenzo a sonrojarse a lo que yo asenti con la cabeza, ella abrio la puerta dejando ver que su cuerpo estaba rodeado con una toalla. Mi rostro explotó en fuego al ver su silueta y sus curvas, demonios.... -Es que... no puedo quitarme...- se giro hacia su espalda y bajo la toalla para que pudiera ver su sujetador. -¿P-puedes desabrocharlo?- Mis manos comenzaron a temblar y hize un sonido de aprobación, comenze a acercarme y tome ambos lados y entre varios intentos logre desabrocharlo. -Listo...- dije saliendo del baño con el rostro ardiendo totalmente. Esto sera una larga noche....
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
El Heroe Traidor

Populares

Populares

close 0/500