El Amor Verdadero

Capítulo XXVIII
-Bien, chef Evan... dije que me ayudarías así que solo pásame lo que te pida, yo me encargo de todo lo demás... -Peor es nada, solo dime que necesitas... //Evan y Lena comenzaron a cocinar y mientras Lena cometía un error tras otro, Evan lo arreglaba como podía// -Buen trabajo Evan, al fin terminamos, ¿mm? ¿Por qué te ves tan cansado? Y eso que yo hice todo... -¿Sabes que? De ahora en adelante yo haré la comida, me siento mejor cocinando solo *La cocina de Lena es peor de lo que imaginé, pero ella es perfecta a su manera, supongo* -Esta bien, si tanto insistes... -Gracias, ahora iré a llamar a mi padre... -Yo lo llamaré, tu arreglá la mesa ¿sí?  -¿Segura?  -Si, ahora vuelvo...... /Tock tock/ .Señor Fred, ya está lista la cena..... ¿se encuentra bien? .... voy a pasar, permiso... //Cuando Lena entró a la habitación, encontró al padre de Evan sentado en la cama dando la espalda a la puerta, aunque Lena llamó parecía no percatarse de que ella se encontraba ahí, Lena tocó su hombro haciendo que él volteara su mirada hacia ella, dándose cuenta de la presencia de Lena, el padre de Evan tenía un pañuelo en la mano que cubría su boca, el cual quiso ocultar cuando vio a Lena//  -¿Qué haces aquí?  -Lo siento, toque la puerta pero nadie contestó, señor ¿se encuentra bien?  -Estoy perfectamente, dime ¿qué haces aquí?  -Ah, venía a decirle que la cena ya está lista... -Bien, ahora puedes irte... -¡Si!... *que extraño, me pareció ver algo rojo en el pañuelo que tenía en la mano, no me digas que... ¿era sangre? ¿Entonces el padre de Evan está enfermo?... Debería decirle esto a Evan, no... tal vez solo sea mi imaginación, no quisiera asustar a Evan sin motivo, aunque me pregunto si a él le importaría... tiene que importarle, después de todo es su padre*  (Unos minutos después)  -La cena ha estado bien, me alegra que al menos sepas cocinar... -Bueno, en realidad Evan me... -¡¡SI!! es verdad, Lena cocina muy bien, todo el mundo admira su forma de cocinar... -Evan, me haces sonrojar... -Pero es verdad, todo el mundo habla de tu maravillosa comida ¿no?  -Bueno, es rara la persona que pruebe mi comida y no le guste  jaja (Fred)- Ya basta, si quieren coquetear háganlo cuando yo me haya retirado... -Lo sentimos, pero como puedes ver, Lena y yo nos llevamos muy bien y no hay nada que nos pueda separar, ¿Verdad, Lena?  -Bueno, este... creo que estas exagerando Evan, muéstrale respeto a tu padre... -Oye, ¿por qué te pones en mi contra?  -No lo hago, pero no puedes comportarte como un niño frente a tu padre... -Traición total, vaya... (Fred)-Bueno, ahora si me voy a dormir... espero no escuchar ningún ruido extraño en la noche... (Lena)-¿Qué? Para nada...* Ay, qué vergüenza*  (Evan)-Que no se te haga raro padre, nosotros somos muy cariñosos... -¡¡Evan!! -Bien, ya me voy a dormir... mañana seguiré conociendo a tu esposa... -Que pase una buena noche, señor Fred... (Unos minutos después)  -Lena, ¿qué estás haciendo? ¿Por qué estás armando un muro de almohadas a mitad de la cama?  -Bueno, solo es una medida de seguridad, a veces te vuelves loco y me abrazas en la noche, no quisiera que tu padre escuchara un grito extraño por el golpe que te voy a dar... me habías dicho que te gustaba alguien por lo que será mejor que tengas un poco de respeto ¿bien?  -Pero no te he dicho quién es, te lo diré ahora... -Ya sé quién es... *Ok, en realidad no tengo idea de quién sea, pero no tengo el valor para escucharlo todavía* -¿En serio? Y ¿qué dices? ¿No me darás una respuesta?... -No se que decirte Evan, nuestro matrimonio se vence en menos de dos años, por lo que estaría bien que respetaremos el contrato ¿no crees?  -¿Esa es tu respuesta? *Entonces...¿ no sientes nada por mi?* -Creo que si... ¿te molesta?  -Bueno, tienes razón y no puedo obligarte a hacer algo que no quieres... -¿Seguro que estará bien?  -Si... Buenas noches... -Igual, buenas noches *Obvio estaría desanimado, de seguro él quería romper el contrato para casarse con quien ama, soy tan egoísta, me odio por no dejar ir a Evan*  (Al día siguiente)   -Lena, me tengo que ir... tendrás que lidiar con mi padre sola, te deseo buena suerte y si tienes un problema me avisas... -No te preocupes, ya verás que superaré todas las pruebas que me aparezcan... -Bien, recuerda que puedes pedir comida a domicilio, a mi padre no le gusta tanto la comida casera...  -Esta bien.... (Unas horas después)  -Señor Fred, ¿no le gustaría conocer la casa primero?... -¿Hace cuánto vives aquí?  -Ah, desde que me casé con Evan... -Mmm, dime una cosa ¿por qué te casaste con él?  -Bueno, es difícil describir la situación que nos llevó a este momento, el amor por Evan a crecido en mi interior, él es tan atento y cariñoso, puede ser molesto y juguetón a veces, pero es muy sincero y afectuoso con las personas, me gusta su manera de ser y la forma en que dice mi nombre... a veces pienso en que soy muy egoísta y que no lo merezco, pero me alegra que me haya escogido a mí *aunque es un matrimonio falso y ahora seguramente quiere divorciarse para estar con la persona que le gusta*.... lo siento jaja hablo demasiado.... -Parece que estás peleando con algo constantemente, será mejor que seas clara contigo misma o nunca serás feliz... ahora muéstrame la casa... -Ah, sii *nunca pensé que el padre de Evan me daría un consejo, tal vez le estoy empezando a agradar*  -¿La fortuna de mi hijo no te llamó la atención?  -Más que llamarme la atención me asustó un poco... -¿Ah sí?  -Si, recuerdo que un día me llevó a comer a un hermoso restaurante, en ese lugar solo podía entrar la gente con reservación, pero a él lo atendieron como si fuera un rey o algo por el estilo, fue increíble.... -Él nació con la perfección de nuestra familia, es así como a sido desde siempre, se buscan personas alrededor del mundo para que se comprometan con nuestra familia, así puedan tener hijos con grandes cualidades, a la madre de Evan y a mi  comprometieron cuando teníamos 5 años, nos casamos a los 20 y tuvimos a Evan, desgraciadamente él nació con más características de su madre que mías... -¿Entonces Evan se parece más a su madre?  -Emocionalmente si, físicamente se parece a los dos... -Ahhh, con que es así... *me alegra* -Evan también estaba comprometido... pero ese tonto chico con cabello rosa lo convencio para que huyera de casa, dejando a su familia y también a su prometida, en un momento pensé que él se quedaría ya que estaba enamorado de Jimena, pero él eligió su camino... al menos está teniendo éxito... -¿Qué sucedió con Jimena?  -Regreso a su hogar, quedó devastada porque Evan no la llevó con él, pero era lo mejor para ella, su familia es más estricta que la nuestra... si ella hubiera huido con Evan, la hubieran buscado y ahora mismo estaría quién sabe dónde... -Vaya, pobre Jimena...  - No hay necesidad de sentir lástima por ella, ahora es una actriz muy famosa en Estados Unidos... -Ja, bien por ella... mire señor Fred, esta es la piscina... Evan me enseñó a nadar hace poco... -¿No sabías nadar? Que tonta... -*Estoy sintiendo que Evan se parece mucho a su padre*. Bueno, nunca tuve mucho tiempo para aprender, me interesaba más en el arte... -Ah sí, había escuchado que eras una artista y que eres alumna de Deborah... -Si, estoy aprendiendo de ella para ampliar mis horizontes... -Bien, al menos estás haciendo algo por tu futuro... ¡Cough! ¡Cough!  -¿Está bien señor Fred?  -Si, estoy bien... volveré a mi habitación, no me molestes... -¿Seguro?  -Si y no me gusta que la esposa de mi hijo sea entrometida... -¿Que? *solo me estoy preocupando por usted, pero que malo*. Esta bien, no lo molestaré... (Unas horas después)
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
El Amor Verdadero

Populares

Populares

close 0/500