Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Puño de los Nueve Pilares contra Palmada Glacial
Lamentándose mentalmente, Zhang Zhenshan, no quiso darle a su enemigo otra oportunidad de respirar. Apretó su puño derecho, y con un feroz brillo en sus ojos, ¡se precipitó hacia Bai Yunfei! Tan pronto como Bai Yunfei meditó su decisión, vio a Zhang Zhenshan atacando antes que él. Su expresión cambió ligeramente, sacudió su brazo derecho, casi recuperado, respiró hondo y lo recibió empuñando su lanza. Ambos eran más cautelosos, Bai Yunfei tenía que cuidarse del extraño estilo de lucha cuerpo a cuerpo de su oponente y de la posibilidad que su brazo se estirase nuevamente, mientras que Zhang Zhenshan estaba extremadamente receloso de la lanza con Punta de Fuego, negándose a darle palmadas al filo, sino que simplemente esquivaba. Los Pasos Superpuestos de Yunfei también le daban dolor de cabeza. Sin embargo, después de otros veinte intercambios de ataques, Bai Yunfei estaba perdiendo gradualmente terreno, recibiendo varias bofetadas de Zhang Zhenshan. Pero afortunadamente, éstas no eran tan fuertes como las anteriores. A Zhang Zhenshan no le quedaba mucha Fuerza de Alma, así que no malgastó energías potenciando sus golpes, y Bai Yunfei pudo resistir bajo la protección de su armadura Seda Dorada. Aunque estaba en desventaja, no había ningún indicio de pánico en la cara de Bai Yunfei; parpadeaba entre cada ataque y contragolpe, como si estuviera calculando o esperando algo en concreto... Zhang Zhenshan evitó un barrido de la lanza tomando una postura encorvada, y seguido contestó trazando una patada baja a las piernas de su oponente. Bai Yunfei lo esquivó retrocediendo medio paso. Aprovechando el momento, Zhang Zhenshan no se detuvo en absoluto después de erguirse. Utilizando sus Pasos de Hielo, deslizó levemente su cuerpo, y cuando Bai Yunfei perdió algo del equilibrio al retroceder, se desplazó para adelante en un veloz parpadeo; su mano derecha se extendió, flexionó sus dedos, formando una garra, y se dispuso a atraparlo por el cuello otra vez. Bai Yunfei tuvo que inclinarse precipitadamente para evitar ser alcanzado, a su vez que guardaba la lanza en su anillo interdimensional y se proponía a blandir la Espina de Hielo para contraatacar, pero Zhang Zhenshan, muy atento, resopló, y la forma de su agarre cambió por la de una palma abierta, ¡mientras que su brazo se extendió bruscamente más de dos pulgadas y presionó contra el hombro izquierdo de Bai Yunfei! El repentino cambio de táctica dejó al joven sin forma de esquivar. Recibió ese nuevo golpe de palma inevitablemente. Su cuerpo giró hacia su eje izquierdo descontroladamente, y a su vez, debido a su propio retroceso de antes, fue incapaz de mantener por más tiempo el equilibrio ni usar los Pasos Superpuestos, tropezando y dando la espalda a Zhang Zhenshan. Los ojos de Zhang Zhenshan brillaban ferozmente. Su brazo derecho estaba apenas levantado antes que golpeara sin pausa la espalda de Bai Yunfei. Esta se trataba de una palmada bastante fuerte, por lo que estaba seguro que dañaría a su oponente y lo desequilibraría todavía más. Efectivamente, un gruñido salió de la boca de Bai Yunfei, tambaleándose medio paso. Debido a que no podría soportar la fuerza del impacto del reciente ataque, aprecia a punto de caer de rodillas. La mirada de Zhang Zhenshan adoptó un matiz asesino. Se adelantó sin dudarlo y, al mismo tiempo que su palma se detuvo al completar el golpe anterior, una capa de niebla gélida comenzó a recubrirle la palma derecha, volviéndola tan fría como el hielo. Numerosas líneas brillantes se manifestaron desde su mano; cualquiera que las viera no habría podido evitar tener escalofríos. Técnica del alma: ¡Palmada Glacial! Zhang Zhenshan estuvo usando esta técnica de alma al principio del encuentro, pero sólo había reunido una pequeña cantidad de energía elemental de hielo. La segunda vez que pensó en usarla, cambió rápidamente al Golpe del Brazo Largo para alcanzar a Bai Yunfei. Sin embargo, con esta última palmada, empleó la mitad de su ya escasa Fuerza de Alma que había recuperado durante los pocos segundos de pausa que ambos se tomaron. Y aun así, ¡el frío generado era sumamente intenso! Incluso el aire alrededor de la mano parecía estar congelado. Con este movimiento que perforaba el aire con un sonido agudo, Zhenshan condujo su puño directo a la cara de Bai Yunfei. No obstante, el amo de la familia Zhang, dispuesto a aprovechar la oportunidad para atacar y perseguir a su enemigo, no notó ese destello de astucia en los ojos de Bai Yunfei cuando conectó la previa palmada en su hombro izquierdo. Tampoco se percató que Yunfei se había recompuesto luego de girar sobre los talones, escondiendo a la vista su brazo derecho con los músculos abultados y las venas azules remarcadas en este. Justo cuando Zhenshan lanzó su Palmada Glacial, Bai Yunfei se detuvo abruptamente. Sin intención de seguirse tambaleando, usó de apoyo el pie derecho y se giró al completo; sus ojos relucieron, mirando fijamente el golpe entrante de su enemigo. Y entonces, su propio ataque salió disparado también. Arte de Olas Superpuestas: ¡Puño de los Nueve Pilares! ~¡BooM!~ ¡El choque de ambos golpes simultáneos provocó una estruendosa explosión! Volando en retroceso por el efecto del impacto, Bai Yunfei sonrió amargamente. Con los dientes apretados, logró darse la vuelta en pleno aire y aterrizar en el suelo luego de balancearse una docena de pasos sucesivos antes de finalmente poder estabilizarse. Ya había sido mandado a volar tres veces durante toda la batalla. Cada vez tenía que retirarse un poco más lejos que la anterior, significando que resultaba cada vez más lastimado. Un escalofrío comenzó a avanzar desde el puño y posteriormente Bai Yunfei lo contuvo cuando alcanzó su hombro. Todo su brazo derecho se apreciaba de un color blanco pálido, como si estuviera congelado, y casi no podía sentirlo. Concentrado su Fuerza de Alma, hizo circular una corriente de energía a lo largo de su brazo derecho, recobrando un poco de control y sensibilidad. Flexionando los dedos, la lanza Punta de Fuego apareció en su mano. Un calor abrasador se propagó desde la lanza, calentando su piel y músculos. Bai Yunfei pudo relajarse, tratando de manipular el poder latente del arma que dispersaba el frío que lo invadía. Por otro lado, Zhang Zhenshan salió igualmente volando por la explosión, y aterrizó en el suelo girando su cuerpo elegantemente en el aire. A comparación de Bai Yunfei, él se encontraba en mejor condición. Sin embargo, cuando levantó la mirada para ver al joven, sus ojos se llenaron una vez más de asombro e incredulidad; puede que incluso también de desconcierto. Todo su brazo derecho temblaba incesantemente. Un dolor extraño se esparció en sus tendones. Cuando chocó golpes con Bai Yunfei, inicialmente la fuerza de impacto no fue muy alta, o al menos, no podía considerarse alta para un cultivador en el reino de Espíritu de Alma. Pero, en realidad, olas tras olas de energías estallaron continuamente en su palma, como un clavo siendo martillado en una pared una y otra vez. Esa fuerza, similar a numerosos zumbidos, ¡siguió propagándose poco a poco hasta cubrir todo el brazo de Zhang Zhenshan! Por donde se transmitía el efecto del Puño de los Nueve Pilares, la carne y los huesos resultaban heridos múltiples veces. Dos o tres no representaban peligro. De cuatro a cinco era soportable. Empero, a partir de siete en adelante olas de fuerza supuesta una sobre la otra, no importaba si el afectado estaba en el reino de Espíritu de Alma, ¡el dolor debía ser intolerable! El brazo de Zhenshan dolía como nunca. Interiormente, sentía como si sus músculos se agrietaran y los huesos parecieran emitir un sonido similar a crujidos. De pronto, la frente del hombre estaba cubierta de sudor. "¿De esto es lo que hablaba Zhao Ping, la técnica de alma con la que hirió a Wei Xu? ¡Este poder es varias veces mayor a como lo describió!" Zhang Zhenshan ocultaba disimuladamente su asombrado mientras hacía circular su Fuerza de Alma, calmando su dolorido brazo y reparando el daño. "Pero lo más impresionante de todo, es la defensa de ese hombre. Recibió dos de mis palmadas directamente. Por la reacción que mostró con la primera, ¡no hay forma que la segunda lo haya dañado tan poco! ¿Cómo puede seguir usando ese truco, aparentando estar derrotado y luego contraatacar con tales movimientos milagrosos? Así que, por lo menos cuando chocó su puño contra mi mano, ya había planteado que podría bloquearme sin resultar lastimado. ¿Cómo es posible...? ¿Cómo lo hizo...?" No importa lo asustado o sorprendido que estuviera Zhang Zhenshan, no importa cuánto tratase de adivinar. No iba a conseguir la respuesta, ¡porque se trataba del gran secreto de Bai Yunfei! Cuando Zhang Zhenshan cambió inesperadamente del agarre a la palmada, y luego usó el Golpe del Brazo Largo para asestarle el manotazo en su hombro izquierdo, en ese momento, Yunfei tenía la intención de usar los Pasos Superpuestos para esquivar lo siguiente que le lanzara. Pero en el momento en que organizó sus pensamientos, un rastro de Fuerza de Alma había fluido involuntariamente de la armadura dorada protegiendo su cuerpo. Entonces el poder dañino de la palmada de Zhenshan se volvió relativamente insignificante. Se trataba del efecto adicional de la armadura Seda Dorada. ‘Al recibir un ataque, existe un 5% de probabilidad de potenciar en un 50% la defensa’. ¡Se había activado con éxito! Apenas el tan esperado efecto se funcionó, el corazón de Bai Yunfei se regocijó e inmediatamente desistió de evadir. Sin embargo, confió en que la aparente fuerza de la palmada le ayudaría a verse derrotado, perdiendo el equilibrio y simulando tropezar, para finalmente darle la espalda a Zhang Zhenshan. Entre tanto, se preparaba para girarse a la vez que concentraba Fuerza de Alma en su brazo, calculando cuidadosamente los tres segundos en su cabeza, esperando la oportunidad. Después de eso, sin pausa, Zhang Zhenshan ya había lanzado su siguiente ataque, cuyo daño fue reducido. En el intervalo de tres segundos, la defensa de la armadura Seda Dorada aumentó en un 50%. La segunda palmada de la que Zhang Zhenshan estaba tan seguro, no fue un golpe significativo para Yunfei. Y entonces siguió la Palmada Glacial. Tras concentrar su Fuerza de Alma durante esos tres segundos, Bai Yunfei pudo contraatacar con un poderoso golpe que hirió e hizo retroceder a Zhang Zhenshan. Si se hubiese tratado de una persona cualquiera con una fuerza comparable o inferior a la de Bai Yunfei, nada de lo anterior habría ocurrido, y seguramente esa persona ya estaría muerta por el daño causado por la palmada de Zhang Zhenshan. Sin embargo, los ataques mortales del hombre fueron mitigados gracias al poder defensivo y efecto de la armadura fortalecida. ¡Y todo se debía principalmente porque su enemigo era Bai Yunfei! Al final, todos estos factores influyeron en el resultado actual, con ambos cultivadores con sus brazos derechos lesionados. Bai Yunfei observaba a un inmóvil Zhang Zhenshan que lentamente sanaba sus heridas, sintiéndose aliviado que el daño recibido haya sido tan minúsculo, porque no tenía tiempo para centrarse en sanar sus propias heridas. Echó una rápida e imperceptible ojeada a su alrededor, con su mente trabajando a toda prisa. "¡No puedo seguir luchando! Apenas me queda Fuerza de Alma. Si quiero escapar con los Pasos Superpuestos, ¡no puedo agotar ni un poco más! Si la batalla se prolonga, estaré en graves problemas" "¡Maldita sea! Aunque no quiera abandonar la batalla, ¡no me queda otra opción!"
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
Especialista en Fortalecimiento de Objetos

Populares

Populares

close 0/500