tres desamores una ciudad

Al fin en casa
-¡Piso 32, piso 32! ¿ Por qué me deben asustar en las alturas? ¡Ah, ya sé!¡ Por qué es la primera vez que estoy tan alto!¡Se supone que una asistente administrativa debe de ayudar en asuntos administrativos,no recoger ropa para llevarla a su jefe que está ingresada en el hospital pero bien aquí voy !- dijo al salir del ascensor al llegar al piso número 32 vió dos puertas una a su izquierda y otra a su derecha ambas en los extremos de un pasillo como de 12 metros. - ¿Cual sería el apartamento de Clarice?- Tomó su teléfono y pidió llamar a la habitación de Clarice luego en su teléfono se oyó : ala norte puerta derecha , luego colgaron. Entonces ella se dirigió a la puerta,abrió y vió un hermoso apartamento con unas ventanas tan lindas que dejaban ver todo lo glamuroso que era la ciudad desde las alturas era una vista magnífica de la ciudad algo que ella nunca pudo haber visto jamás se sintió mal ya que sólo podía pagarse un apartamento pisos abajo y no en esa zona tan populosa cómo era Las Estaciones; complejo de apartamentos ,era el más exclusivo que casi nadie en la ciudad podía tener un apartamento y mucho menos en el piso número 32. Así que supuso que su jefe tendría mucho dinero para poder pagar un apartamento así ,luego recorrió el baño, la cocina, la sala de estar y estaba tan extasiada por todo lo que estaba viendo;era un lindo departamento decorado tan sutilmente que parecía un pequeño castillo luego fue al dormitorio y tenía un enorme clóset ,no sabía qué ropa llevar de tanta que miraba volvió a sacar su teléfono nuevamente, llamó al hospital. - ¿Que ropa debo llevarte? ¡Prácticamente tienes una tienda departamental de ropa aqui!-en el teléfono se escuchó: trae el traje gris con la blusa salmón que está colgada arriba que está cerca de una caja; -!Ya la ví !- colgó . Luego ella se quedó pensando porque Clarice quería salir tan formal del hospital si iba regresar a casa no a la oficina para que haya pedido ese traje tan formal - ¡Ni modo!¡Es la jefa sí que le llevaré!- Luego llegó al hospital y le dió su ropa a Clarice , no quiso que Bea la ayudará a vestirla le digo que ella sola podía vestirse que no era necesario que la ayudara. Entonces Bea salió de la habitación en ese momento Roch se acercó a ella y él le dijo: -Por favor informame del estado de salud en la próxima semana,me preocupaba el hecho de que no quiso que le tratara el asunto del hombro .- Bea sabía que su jefa era poco tolerante al dolor así que estuvo de acuerdo en informarle si había alguna molestia. Luego la llevó a su casa aunque Clarice quería irse a la oficina pero Bea ni le permitió . -El doctor ha dicho específicamente 2 días y luego podrás regresar a trabajar.- Clarice aceptó de muy mala gana quedarse,Pero cuando Bea estaba a punto de marcharse le dijo: -Trae algo de trabajo temprano mañana, me aburriré aquí sin hacer nada. Bea a regañadientes aceptó traerle unos papeles mañana temprano. Al día siguiente temprano en el departamento, Bea estaba tocando la puerta pero parecía que no había nadie la estaba escuchando, se preocupó y recordó que aún cargaba las llaves de ella;Entonces ella abrió la puerta hablo y no vio a nadie,se dirigía a la habitación cuando Clarice vió que estaba a punto de entrar : -¡Quédate afuera!- le gritó Clarice Bea retrocedió,no sabía porque le dijo que esperar afuera . Clarice estaba en su computadora portátil escribiendo es por eso no pudo escuchar estaba tan concentrada,se puso Clarice una bata y salió luego le dijo que no quería que entrara porque ella dormía desnuda y no quería que la viera así. -¡No te creo!¡Ay qué loco! dijo Bea luego le digo de que ya se iría porque necesitaba ver unos informes antes en la oficina y por eso quería llegar temprano porque no quería demorarse con una reunión que tenía con uno de los clientes . Clarice dijo que estaba bien que se acababa ya mañana su descanso y las cosas estarían más en control cuando ella ya estuviera allí para encargarse de todo. Bea se despidió y al salir de la habitación dijo: -¡Qué loca eres Clarice!
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
tres desamores una ciudad

Populares

Populares

close 0/500