El Amor Verdadero

Capítulo XIX
-Pues yo digo que algún día necesitaras de mi habitación, y ¿Qué me ibas a preguntar? -Ah cierto, ¿Ya no volveremos a ir al restaurante donde trabaja Unai? -*Yo alegre porque ya me perdonaste y me recuerdas a ese maldito*. No, nunca volveremos ahí… -¿Por qué no? Me encanta como cocina, me gustaría que volviéramos a ir… -Si tanto quieres ir, entonces ve tú…  -Ahora ya comí, ¡ya se! Vamos a la playa, no hemos ido… de seguro será muy divertido, vamos rápido… -Mch, está bien… vamos, conozco un sitio especial ¿quieres ir? -¡Por supuesto! (Unos momentos después) .Evan, ¿era necesario que me trajeras con los ojos vendados?, me estoy perdiendo la belleza de los alrededores… -No te quejes, ya casi llegamos… bien, abre los ojos cuando yo te diga… -Si señor sorpresas… -¿Lista? Ábrelos… -¡Cielos!  que hermoso, Evan… no pensé que existiera un lugar así… mira la arena es blanca y el agua es muy cristalina, tampoco hay nadie en este lugar *Eso es sospechoso, tengo que estar alerta* -No tienes que estar alerta, no te haré nada… -¿Qué? Evan, ¿Sabes leer la mente? -Ya deja esa imaginación, mejor ve a jugar o algo…  -¿Crees que soy una niña? Me quedaré aquí sentada… -¿Qué? No te traje hasta aquí para verte sentada, si no vas al agua entonces yo mismo te llevaré… //Evan levanto a Lena del suelo y la llevó hasta el agua// -Suéltame tonto, no soy una muñeca para que me levantes así… -Claro que no eres una, las muñecas no pesan tanto… -Ya bájame… -Bueno, si es lo que quieres… //Evan soltó a Lena en medio del agua haciendo que se mojara toda// -¡Puaj!, mira lo que hiciste… -Jajaja que linda te ves enojada mi Lena…  -Esto no se va quedar así… ¡Toma!  //Lena empujo a Evan con todas sus fuerzas, tirándolo al agua// -Oye, no hay porque ser tan brusca…  -Pero si tú empezaste, ahora vas a aguantar jajaja //Evan y Lena estuvieron jugando en el agua hasta que se cansaron// -¡Me rindo! AHHH Lena ¿Cómo tienes tanta fuerza en ese cuerpecito? -Lo que pasa es que eres un debilucho… -Estoy cansado… -Si eso veo… Mira hay una concha muy linda ahí… -¿Dónde? -Aquí hay más… las recogeré todas… -Y dices que no eres una niña… -A mi mama le encantan estas cosas… -Mm que bien… a mi madre también le gustaban mucho, tenía una caja llena de cosas del mar… -Tu madre debió ser una gran persona Evan… -Sí, era muy hermosa y alegre… la quería mucho, cuando era niño me quería casar con ella jaja -Me imagino que tu padre se ponía celoso… -¡JA! No sabes cómo es mi padre… -Creo que deberías de hablar con él ahora que eres un adulto… -Sí, si como digas… -Ya anocheció ¿Qué hora es? -Son las 7:12 p.m. ¿Nos vamos? -Todavía no, quiero ver las estrellas… nunca había visto tantas… -Bueno, solo un rato más, no quiero que te enfermes… -No me voy a enfermar solo por estar un rato con ropa mojada… ¡achís! ¡Achís! -Olvídalo, vámonos ahora… -Pero… -Nada de peros, si te enfermas me voy a morir… -¿Por qué te vas a morir si soy yo la que estará enferma? -Porque si te enfermas y te mueres, yo también me muero… -No digas tonterías… ¡Achís! -Vámonos antes de que empeores… (Un momento después, en la mansión) -Oh ¡Dios mío!  -¿Qué pasó? ¿Te sientes mal? Ves, yo te dije que regresaramos antes pero no me hiciste caso… //Evan tomo a Lena de la mano para llevarla a la habitación pero ella se soltó// -No, no me siento mal, es otra cosa… tu ve a cambiarte y yo también haré eso, buenas noches… -¿No vas a comer? -No tengo hambre, ya vete… -Si dices que no tienes hambre, solo me preocupas más, dime ¿te sientes mal?  -Ya te dije que no… /Plaf/  [Portazo] .No puedo creerlo, no vio mi cara ¿verdad? *En la playa no lo había visto bien porque estaba muy oscuro, pero cuando llegamos pude verlo… el cuerpo de Evan, ya lo había tocado antes y sabía que tenía ese tipo de cuerpo, pero hoy lo pude confirmar* ¡Dios mío, ya puedo morir en paz! (Mientras tanto Evan) -¿Qué le habrá pasado a Lena? Es absurdo comer sin ella, voy a cancelar la cena de hoy… (Al día siguiente) -Uhaaaa ¿Qué hora es?... ¿Qué? Ya son las 9:07 a.m. con razón tengo tanta hambre, me siento algo cansada… esto me pasa por estar jugando con Evan ayer… jeje pero fue muy divertido… //Lena se cambió la ropa y fue a tomar su desayuno// -¡Lena! -¿Evan? ¿Qué haces aquí? ¿No has comido todavía? -No, estaba esperándote… -No tenías que hacerlo, pero gracias… no me gusta comer sola… ¡Auch! -¿Te duele algo? -Es por tu culpa Evan, te dije que no me tiraras al agua… -Parecía que querías jugar, yo solo te ayude… -Qué bueno que no me lanzaste a lo profundo porque no sé nadar… -¿No sabes nadar? Eso me lo tenías que decir ayer… -Bueno, ahora ya lo sabes… ¿iremos hoy de nuevo? -Puedes ir tú si quieres, Anthony se está encargando de arruinarme la vida, me envió una parte del trabajo, pero no te preocupes, hoy lo terminare…  -Pero yo no quiero estar sola… -Anda, se una buena esposa y ve tu sola… -Está bien, cuando termine de comer iré a caminar… -Esa es mi Lena… (Unos minutos después)  -Bien, ya me voy...  -Tratare de terminar el trabajo rápido… nos vemos… -¿A dónde iré ahora? Ach, simplemente voy a caminar a donde me lleven mis pies… ahhh la vista es hermosa como siempre, espero que Evan termine rápido…  (Un rato después)  ¿Mmm? ¿Ese no es Unai? Iré a saludarlo… ¡Unai! -Oh, Lena ¿verdad?  -Sí, ¿Qué haces aquí? ¿No trabajas hoy?  -Ah no, hoy está el chef  secundario en la cocina…  -Oh, ya veo… eso es bueno, un descanso… -¿No está tu esposo contigo? -No, él está trabajando en algo… -¿Cómo puede dejarte sola? ¿No es muy malo? -Para nada, cuando el termine lo que está haciendo vendrá a buscarme... -Confías mucho en él, deben llevarse muy bien… -Sí, yo diría que nos llevamos bien… -No te escucho muy convencida ¿quieres venir conmigo? -¿A dónde?  -No tengas miedo, solo vamos a caminar… -Mm está bien, vamos… (Unos momentos después) -Bien, por fin termine, sí que soy rápido… ¿Dónde estará Lena? Voy a buscarla…
Descubre más en Bookista
Descarga la app y continúa leyendo
El Amor Verdadero

Populares

Populares

close 0/500